LA DIABETES, MI FAMILIA Y YO

  • Published on
    25-Jan-2017

  • View
    213

  • Download
    0

Transcript

LA DIABETES,MI FAMILIA Y YOMA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE, DORIS PINTO ESCALANTE, Y NINA VALADEZ GONZLEZ | EDITORASLA DIABETES,MI FAMILIA Y YOLA DIABETES,MI FAMILIA Y YOEDITORAS:Ma. Guadalupe Garca Escalante,Doris Pinto Escalante y Nina Valadez GonzlezCOLABORADORES:Pedro Gonzlez Martnez, Patricia Isolina del S. Gmez Aguilar, Grever Ma. vila Sansores, Antonio Vicente Yam Sosa, Julia Alejandra Candila Celis, Diego Antonio Guerrero Pech, Alexa Gabriela Castillo Pacheco, Ligia Vera Gamboa y Norma Pava RuzLA DIABETES,MI FAMILIA Y YODerechos reservados Mara Guadalupe Garca Escalante Doris Pinto Escalante Nina Valadez Gonzlez 2014 Eugenia Montalvn Proyectos Culturales S.C.P.unas letras industria editorialCalle 64 nm. 560 x 71 y 73Centro Histrico 97000, Mrida, YucatnCel. 99 9120 4210www.ule.mxDiseo de la portada y figuras: Claudia R. Caro Valadezclaudia.caro.2908@gmail.comISBN: 978-607-9054-42-7Primera edicin: julio de 2014Queda prohibida la reproduccin total o parcial del contenido de la presente obra en cualquier forma, conocida o por conocerse, sin el consentimiento previo y por escrito de las coordinadoras.Publicacin financiada por CONACYT. Proyecto Salud 2010-02-151325811213349617585990102030405060708PRLOGOLA DIABETESDORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE COMPLICACIONES DE LA DIABETES TIPO 2PEDRO GONZLEZ MARTNEZ Y NINA VALADEZ GONZLEZRIESGO CARDIOVASCULAR EN PERSONAS CON DIABETES TIPO 2MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE, DORIS PINTO ESCALANTE Y NINA VALADEZ GONZLEZTRATAMIENTO PARA LA DIABETES PATRICIA ISOLINA DEL S. GMEZ AGUILAR Y GREVER MA. VILA SANSORESEL EJERCICIO FSICO EN PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETESANTONIO VICENTE YAM SOSA Y JULIA ALEJANDRA CANDILA CELISDIABETES Y EMBARAZODORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTELA DIABETES, MITOS Y BARRERASPATRICIA ISOLINA DEL S. GMEZ AGUILAR, DIEGO ANTONIO GUERRERO PECH Y ALEXA GABRIELA CASTILLO PACHECOLA FAMILIA COMO APOYO PARA LA PERSONA CON DIABETESLIGIA VERA GAMBOA, NORMA PAVA RUZ Y NINA VALADEZ GONZLEZCONTENIDOLa diabetes tipo 2 es una patologa co-mn que cada vez es ms frecuente. PRLOGOUno de los retos para disminuir sus com-plicaciones es lograr un ptimo control metablico en cada persona enferma, y la familia, como una red de apoyo importan-te, debe saber manejar de manera integral la enfermedad y estar al tanto de los pro-blemas que podran surgir cuando el con-trol metablico no se realiza de forma exi-tosa. Por lo tanto, el objetivo de este libro es brindar toda la informacin necesaria al respecto en un lenguaje sencillo. Claramente veremos tambin cmo daa al organismo la enfermedad y los cuidados que se deben tener para que el deterioro sea el menor posible. Asimismo, consideramos que saber ms de la enfermedad en el contexto fami-liar es til para coadyuvar en la prevencin primaria de los familiares directos, quienes tienen mayor riesgo de desarrollar esta pa-tologa. Adicionalmente, los conceptos que se describen en este libro y las medidas de prevencin sugeridas son de inters para cualquier persona, aunque en particular para aquellas en riesgo de desarrollar diabe-tes tipo 2 por su estilo de vida.Los temas que incluye este libro son de inters para todo pblico: herencia gentica, complicaciones, alimentacin, ejercicio, tra-tamiento, embarazo, mitos, realidades y apo-yo familiar. Los autores previamente haban compartido su experiencia en algunos progra-mas de intervencin comunitaria y en forma de talleres, logrando controlar la patologa.La estructura de los textos responde las preguntas que ms comnmente se hacen los pacientes y sus familias, y pro-fundiza en las explicaciones que obtienen en la consulta mdica. En resumen, tanto las personas enfer-mas de diabetes como las personas sanas tienen en sus manos una valiosa herra-mienta de informacin, cuyo propsito es fomentar el equilibrio de la salud fsica y emocional tanto en el autocontrol como con la ayuda de la familia.011DORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTEDesde el punto de vista mdico, la diabe-tes est considerada como una enferme-dad multisistmica porque afecta mlti-ples regiones corporales. El dao frecuente en la parte afectada del organismo es la alteracin de la circulacin, y cuando falla la circulacin, prcticamente puede alterarse cualquier rgano, como el rin, el corazn o los ojos. La diabetes tambin se considera cr-nica, lo que signi!ca que se desarrolla por un perodo muy largo de tiempo. En ge-neral, una vez que se presenta, perdura el resto de la vida del paciente, aunque puede 01LA DIABETESDoris Pinto Escalante y Ma. Guadalupe Garca EscalanteQU ES LA DIABETES?La Diabetes es una enfermedad comn, y es posible que tengamos algn fami-liar o conocido que la padezca. Adems, la frecuencia de casos nuevos va en aumento, en gran parte porque las personas ya no acostumbran alimen-tarse sanamente y porque hacen poca actividad fsica o nada. Otra causa para que aparezca la diabetes consis-te en tener un familiar que ya est enfermo. 012 01301. LA DIABETES DORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTEser controlada evitando complicaciones. En cuanto a la edad en la que surge, di!ere segn el tipo de diabetes. La forma ms comn es la que se conoce como diabetes tipo 2, tpica en los adultos, aunque tam-bin puede presentarse en jvenes con an-tecedentes de familiares diabticos que siguen un estilo de vida sedentario y con alimentacin inadecuada. En estas condi-ciones, la aparicin de este tipo de diabetes entre los jvenes, e incluso entre los nios, se observa cada vez con ms frecuencia.Otra caracterstica de la diabetes es que se trata de una enfermedad degenerativa, porque una vez que se presenta, el dao que produce no se detiene, aumenta poco a poco, y es mayor si no se controla debida-mente. El dao continuo y progresivo en el organismo se observa despus de algunos aos de haber contrado la enfermedad, y las consecuencias pueden llevar a tener in-su!ciencia renal, la amputacin de extre-midades y ceguera, entre otras. Existen varios tipos de diabetes, y el denominador comn es que el azcar de la sangre no se controla de forma natural; esto ocurre porque el pncreas rgano situado junto al hgado no produce la cantidad su!ciente de insulina, y se debe a que el organismo mismo lo destruye, es decir, no reconoce al pncreas como pro-pio sino como un invasor, y lo ataca como si fuera una bacteria daina. En este caso se trata de diabetes tipo 1. En la diabetes tipo 2 lo que ocurre es que la glucosa (nombre del azcar de la sangre) no es capaz de entrar en los mscu-los para proporcionarles energa, ni se pue-de depositar apropiadamente en las clulas adiposas, donde se acumula como grasa. Es posible que la insulina que controla estas funciones no se produzca en cantidad su!ciente, y si se produce, quiz no fun-ciona adecuadamente. A esta alteracin se le llama resistencia a la insulina, o sea, aunque hay insulina, su cantidad puede ser insu!ciente o los tejidos donde debe trabajar no responden, la ignoran, no le hacen caso.Otras formas de diabetes se presen-tan al tener alguna enfermedad de ries-go. Algunos genes (las estructuras de las que est formado nuestro material here-ditario) de la insulina, o que la controlan, pueden cambiar y diferenciarse del gen comn, y esto provoca que el organismo no funcione bien. Otros genes, que no son de insulina pero que trabajan en el lugar donde llega la insulina, tambin pueden afectar el tra-bajo de la insulina porque vuelven inca-paces a las clulas de responder a la pre-sencia de insulina. Algunas otras causas son: enfermedades del pncreas, como un tumor; el consumo de drogas, alteraciones hormonales, infecciones, y enfermedades genticas, como el Sndrome de Down. Es decir, en este grupo quedan otras enfer-medades que explican que la persona de-sarrolle diabetes, o la predisponen para que la desarrolle. En estos casos, la diabe-tes se produce o aparece ms fcilmente debido a la enfermedad inicial.Otro grupo de diabticos est forma-do por las mujeres embarazadas. Durante el embarazo, las hormonas producen mu-chos cambios en el metabolismo, y pue-den favorecer que el azcar de la sangre sea difcil de controlar. En general, des-pus del embarazo, nuevamente se con-trola el azcar de la sangre de forma natu-ral; es cuando decimos que la persona tiene Diabetes gestacional. Solo se pre-sent durante el embarazo y despus de-sapareci. En estas mujeres debe vigilarse, despus del embarazo, si vuelve a ser nor-mal el nivel del azcar en la sangre, pues en algunas personas se queda como una Diabetes tipo 2 para toda la vida.A pesar de que existen muchas situa-ciones que provocan la diabetes, la ms frecuente es la de tipo 2, pero debido a que existen muchas causas que la provocan, es importante que con ayuda del mdico se determine cul es la situacin en la que est cada persona afectada con diabetes. A QUIN LE PUEDE DAR DIABETES?La diabetes no se contagia, se adquiere principalmente por nuestros hbitos de vida y la predisposicin gentica here-dada de nuestros ancestros. Cualquier persona puede resultar afectada, general-mente adultos, pero la edad para su apa-ricin tiende a ser menor en las nuevas generaciones, incluso en menores de edad, en etapa infantil y en la adolescencia. Se enferman tanto varones como mujeres de cualquier lugar del mundo.SE HEREDA LA DIABETES?Con frecuencia, la diabetes afecta a ms de una persona en la familia, y esta ten-dencia ha llevado a plantear que se trata de una enfermedad en la que la herencia in"uye de manera importante. Por eso escuchamos, comnmente, que es una enfermedad de herencia. Y muchas veces pensamos que si no tenemos familiares afectados, no nos dar diabetes, pero no es as necesariamente. La forma de herencia ms comn para la diabetes no depende solo de 014 01501. LA DIABETES DORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTEnuestro material gentico. Adems de recibir material hereditario de predisposi-cin por parte de nuestros padres, se ne-cesita que tengamos malos hbitos de alimentacin y hagamos poca actividad fsica. Debido a que son varios factores los que in"uyen, se dice que la diabetes me-llitus es de origen hereditario de tipo multifactorial. Los elementos o factores ms importantes que se encuentran en las personas que desarrollan la diabetes se re-sumen en tres: 01. La predisposicin hereditaria que recibimos de nuestros padres cuando ya hay antecedentes de diabetes en la familia, o sea, otras personas a quienes ya se les diagnostic diabetes. 02. Los hbitos de alimentacin, con consumo excesivo de alimentos con azca-res y grasas, as como pocas frutas y vege-tales. Una buena alimentacin debe ser equilibrada en cantidad y calidad y debe ser su!ciente para que realicemos las acti-vidades fsicas cotidianas, sin excederse de lo necesario, pues lo que sobra se acumula en el organismo como grasa, y lo hace tra-bajar ms de lo normal. Si el organismo trabaja en exceso por mucho tiempo, se agota y deja de controlar en forma nor-mal sus funciones. En el caso de la diabetes, se pierde el control del azcar en la sangre, la glucosa.03. Los hbitos de actividad fsica. Las consecuencias negativas de la inactividad fsica son mltiples; por ejemplo, se acu-mula con mayor facilidad lo que no se utiliza de los alimentos que se ingieren, y el organismo se sobrecarga de trabajo. Adems, la actividad fsica mejora las funciones de los tejidos al oxigenarlos mejor y ayuda a eliminar los desechos con mayor facilidad. Un estilo de vida activo es ben!co para la salud desde mu-chos aspectos.Cuando no se tiene predisposicin here-ditaria (no hay familiares afectados), los malos hbitos de alimentacin y la vida sedentaria son causales su!cientes para desarrollar diabetes.Al contrario, cuando hay predisposi-cin hereditaria de diabetes por tener fa-miliares afectados, los buenos hbitos de alimentacin y la actividad fsica evitan que se desarrolle la diabetes, o al menos hacer que tarde en aparecer. Mientras se presente a mayor edad, menos dao cr-nico sufrir la persona porque sern menos aos los que va a padecer la enfermedad.Conocer la situacin de nuestra familia con respecto a sus enfermedades crnicas, como la diabetes, ayuda a analizar cul es la situacin personal y a saber si se tiene propensin a padecerla. Ha escuchado sobre el rbol fami-liar? Se construye con la informacin de nuestros familiares. En la !gura 1 siguien-te est un ejemplo. Cada rbol familiar es diferente, depende de cuntas personas formen la familia; puede ser grande o pe-queo. Mientras ms generaciones inclu-yamos en la informacin, es mejor, al menos debe constar de tres generaciones, que es lo que comnmente sabemos. Si comenzamos con uno mismo, lo ideal es FIGURA 1. rbol Familiar, tres generaciones. 016 01701. LA DIABETES DORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTEque tengamos informacin de nuestros hermanos, padres y abuelos paternos y maternos, tos y tas, primos y primas, por parte de mam y pap. Tambin es vlido agregar a nuestros descendientes, si los tenemos, y los de nuestros hermanos y hermanas (sobrinos y sobrinas).CMO PUEDO SABER SI TENGO DIABETES?Cualquier persona, pero en especial quie-nes tienen antecedentes familiares de dia-betes, y los que tienen hbitos inadecua-dos de alimentacin y actividad fsica, a cualquier edad, deben considerar la posi-bilidad de enfermarse. Conocer los snto-mas clnicos caractersticos para identi!-carlos cuando se presenten ayuda a detectar con rapidez la enfermedad. Se podra decir que las manifestaciones ms comunes son: orinar mucho, tener mu-cha sed y comer en exceso, perder peso de forma inexplicable y tener visin borrosa. Adems, un primer indicio po-dra ser que las heridas (comunes o de-bido a una ciruga) tarden ms de lo comn en cerrar. Y como muchas de estas alteraciones iniciales no impiden tener una vida normal, no se reconocen oportunamente. Sin embargo, hay que recordar que el diagnstico temprano y el tratamiento oportuno ayudan a pre-venir las complicaciones, por lo tanto, es indispensable consultar con su mdico si sospecha que tiene diabetes; es reco-mendable hacer lo posible para que la enfermedad no evolucione y cause daos irremediables en el organismo.Adems de las manifestaciones cl-nicas, para el diagnstico se debe hacer un anlisis de sangre que mida la glu-cosa, para el cual se requiere ayunar, y de resultar positivo se debe corroborar al menos con una segunda medicin. Aparte de la glucosa, que es el anlisis ms comn para la diabetes, hay otros anlisis que establecen el diagnstico; al respecto es necesario apoyarse en la orien-tacin mdica.PUEDO PREVENIR LA DIABETES?Para evitar la Diabetes podemos tomar medidas de prevencin. La prevencin para que NO aparezca la Diabetes es a lo que llamamos Prevencin Primaria. Ms del 90% de los afectados con Diabetes tiene la tipo 2, y su aparicin se debe, principalmente, el estilo de vida de la per-sona. Por este motivo, lo que ayuda a pre-venir la diabetes Tipo 2 es llevar un estilo de vida saludable, sobre todo las personas que tienen mayor riesgo de desarrollarla por tener un familiar afectado con diabe-tes o con alguna enfermedad que facilite su aparicin. Los estilos de vida saludables que ayu-dan a prevenir la diabetes tipo 2 son:Alimentacin. La ingesta de alimentos bajos en grasa y ricos en !bra, en pro-porcin a la cantidad de actividad fsica que se realice. Cuando la alimentacin saludable se integra a la comida familiar, el bene!cio se extiende a ms integrantes de la familia en riesgo.Actividad fsica. Es deseable aumentar la actividad fsica en la rutina diaria; hacer al menos 30 minutos de ejercicio, cinco das de la semana. El ejercicio permite controlar varios factores de riesgo ya que disminuye: la obesidad, el colesterol y la hipertensin.Tambin se recomienda evitar el estrs y dejar de fumar. Las personas que fuman tienen menor control de la glucosa. Se considera que afectan la secrecin de in-sulina por el pncreas. Disminuir o evitar el consumo de alco-hol. El consumo excesivo de alcohol pro-picia la aparicin de la diabetes.Revisin mdica regular. Es bsico medir la glucosa sangunea (azcar en la sangre), el colesterol y la presin sangunea. Esta medida es de particular importancia para los que tienen antecedentes familiares de diabetes o un estilo de vida de riesgo. En los adultos, las revisiones deben hacerse anualmente, cuando menos desde los 35 aos, o antes si los factores de riesgo no se han evitado o si se tienen sntomas.PUEDO CURAR O CONTROLAR LA DIABETES?La Diabetes es una enfermedad que po-demos controlar de diferentes maneras, pero no eliminar; cuando se desarrolla, es para toda la vida. Se debe tener supervisin mdica con-tinua para controlar los sntomas, lograr que el azcar de la sangre permanezca en nivel normal y, de esta forma, evitar las mltiples complicaciones que ya se mencionaron. Es muy importante la participacin del paciente para controlar la enfermedad, 018 01901. LA DIABETES DORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTEy debe aprender a tener un estilo de vida saludable, con alimentacin apropiada, ejercicio diario, y evitar los factores de ries-go, tales como la obesidad, fumar y el con-sumo de bebidas alcohlicas. Cuando se aprende a vivir con la Diabetes, o sea, cuidndose para controlarla, la calidad de vida mejora, se reducen las complicaciones y se retrasa el fallecimiento.Cuando se detecta a tiempo, el control sugerido consiste en una dieta sana y una rutina de ejercicios. Conforme avanza la enfermedad, ya no es posible controlarla as, entonces es indispensable, adems, ingerir medicamentos. En las etapas ms avanza-das de la enfermedad, se requiere de insuli-na. La insulina se aplica por medio de in-yecciones, y es la forma ms molesta de los tratamientos disponibles. Por lo tanto, para evitar llegar a la etapa en que requiere de insulina inyectada, debemos mantener un control riguroso del estilo de vida.CMO SABEMOS SI TENEMOS UN BUEN CONTROL?Se considera un control adecuado cuando mantenemos dentro de los lmites nor-males al azcar de la sangre, as como las grasas sanguneas, el colesterol y los tri-glicridos, y una hemoglobina llamada glicosilada, que en los anlisis de labora-torio vemos como HbA1c, adems del control del peso (evitar la obesidad) y de la presin arterial.Todas las medidas de control estn encaminadas a lograr una mejor calidad de vida y a prevenir complicaciones cr-nicas y agudas. CUNDO DEBO DEJAR DE CUIDARME?El control de la diabetes es para toda la vida. Lo ideal es que no se desarrolle, pero si una persona sabe que tiene familiares diabticos, y an no se le ha diagnosticado la enfermedad, debe seguir las recomen-daciones de la prevencin primaria, pues est en riesgo de que se le presente, e igual-mente debe ser mucho ms cuidadosa en su estilo de vida para evitarla o, al menos, retrasar su aparicin lo ms posible.REFERENCIASDiario O!cial de la Federacin (2010). Norma O!cial Mexicana NOM-015-SSA2-2010. Para la pre-vencin, tratamiento y control de la diabetes mellitus. Guzmn-Jurez N, Madrigal-Bujaidar E. Revisin de las caractersticas clnicas, metablicas y genticas de la diabetes mellitus. Qumica clnica 2003; 28 (2):14-23.Psaltopoulou T, Ilias I, Alevizaki M. #e role of diet and lifestyle in primary, secondary, and tertiary diabetes prevention: a review of meta-analyses. Rev Diabet Stud 2010; 7(1): 2635.020 02102. COMPLICACIONES DE LA DIABETES TIPO 2 PEDRO GONZLEZ MARTNEZ Y NINA VALADEZ GONZLEZ02COMPLICACIONES DE LA DIABETESTIPO 2Pedro Gonzlez Martnez y Nina Valadez GonzlezLa diabetes tambin puede aumentar el riesgo de enfermedades cardacas y los tras-tornos de los huesos y articulares. Otras complicaciones a largo plazo incluyen pro-blemas en la piel, los dientes, las encas y disfuncin sexual. Las personas con diabe-tes tambin pueden enfrentarse a urgencias mdicas debido a los niveles muy altos o muy bajos de azcar en la sangre. La causa puede ser una infeccin evidente u oculta, o inclusive las medicinas que toma para controlar la diabetes. Si tiene nuseas, se siente cansado, tembloroso o sudoroso busque atencin mdica de urgencia.COMPLICACIONES DE LA DIABETES TIPO 2 Y LA IMPORTANCIA DE IDENTIFICARLASSi tiene diabetes y no sigue un programa saludable de dieta o no toma la medica-cin adecuada, el nivel de azcar en la sangre se mantendr muy elevado. Con el paso del tiempo, eso puede causar pro-blemas en ciertas partes del cuerpo, tales como los riones, los nervios, los pies, los ojos y, en general, los vasos sanguneos. 022 02302. COMPLICACIONES DE LA DIABETES TIPO 2 PEDRO GONZLEZ MARTNEZ Y NINA VALADEZ GONZLEZy se produce cuando el aporte de glucosa al cerebro se reduce de forma crtica. Esta falta de glucosa provoca una alteracin de la conciencia, y es ms frecuente en los pacientes que utilizan insulina.CMO SE PUEDEN EVITAR ESTAS COMPLICACIONES?Todas las complicaciones agudas de la diabetes mellitus se pueden evitar si se mantienen bajo control los ndices de glu-cemia, se realiza ejercicio peridicamente y se toman los medicamentos que el mdi-co indique de forma correcta. Las reco-mendaciones del mdico son la mejor he-rramienta para evitar las complicaciones graves y, en ocasiones, irreversibles.COMPLICACIONES CRNICAS MICROVASCULARESEn estos casos, la elevacin del azcar en la sangre puede afectar los vasos sangu-neos de pequeo calibre, y puede daar los riones, los nervios, los pies y los ojos.LAS COMPLICACIONES SE CLASIFICAN EN:AGUDAS CRNICAS MICROVASCULARESCRNICAS MACROVASCULARESCOMPLICACIONESAGUDASLas complicaciones agudas de la diabe-tes mellitus se producen por dos factores: hiperglucemia (exceso) grave o hipogluce-mia (baja). La hiperglucemia grave surge por la falta absoluta o parcial de insulina. Se mani-!esta en problemas como cetoacidosis y el sndrome hipersomolar no cetoacidtico. La hipoglucemia, en cambio, se debe al exceso de insulina. Estas complicaciones agudas de la diabetes mellitus provocan trastornos tanto en el metabolismo de la ENFERMEDADES DE LOS RIONESLos riones son los !ltros que limpian la sangre. Si estn daados, los desechos y los lquidos se acumulan en la sangre en lugar de salir del organismo. El dao re-nal ocasionado por la diabetes se deno-mina nefropata diabtica. Comienza a ocurrir mucho antes de que aparezcan los sntomas, y un signo precoz es la presen-cia de pequeas cantidades de protenas en la orina.FUNCIONAN BIEN MIS RIONES?Es necesario un anlisis de sangre para determinar el funcionamiento renal, aunque un examen de orina tambin ayuda. Si el dao persiste los riones fallarn. De hecho, la diabetes es la cau-sa ms comn de insuficiencia renal en el mundo y en Mxico. Las personas con insuficiencia renal requieren dilisis o un trasplante. Es muy bueno saber que es posible enlentecer el progreso del dao renal o impedir que empeore controlando la glu-cemia y la presin arterial, tomando los medicamentos indicados y evitando co-mer demasiadas protenas.glucosa como en otras sustancias que uti-liza el organismo.QU ES LA CETOACIDOSIS?Se presenta cuando la insulina no es su!-ciente, y es ms frecuente en los diabticos que usan insulina, pero tambin en los que no dependen de ella. Es importante identi!carla porque tiene consecuencias que implican mayor riesgo de trombosis venosa y arterial, y de infecciones porque deteriora la inmuni-dad celular del organismo. QU ES EL SNDROME HIPERGLUCMICO?Este sndrome tambin conocido como Hiperosmolar no cetoacidtico es una de las complicaciones agudas ms graves porque frecuentemente tiene consecuen-cias letales. Los pacientes deben ser lleva-dos a urgencias y corren el riesgo de entrar en coma diabtico. QU ES EL COMA DIABTICO?El coma diabtico o coma hipoglucmico es la complicacin ms grave de la diabetes 024 02502. COMPLICACIONES DE LA DIABETES TIPO 2 PEDRO GONZLEZ MARTNEZ Y NINA VALADEZ GONZLEZCOMPLICACIONES CRNICAS MACROVASCULARESEn esta clase de complicaciones, la eleva-cin del azcar en la sangre afecta los vasos sanguneos de gran calibre del corazn (angina de pecho o infarto) o del cerebro (embolia) y las extremidades.ENFERMEDADES CARDIOVASCULARESLas enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte asociada a la diabetes. Las personas con diabetes son de dos a cuatro veces ms propensas a de-sarrollar enfermedades cardiovasculares debido a una variedad de factores de ries-go, por ejemplo: presin arterial alta (hi-pertensin), trastornos de las grasas (l-pidos), fumar, obesidad y falta de actividad fsica. Otro factor de riesgo in-cipiente es la llamada resistencia a la insu-lina, una disfuncin del metabolismo fundamental de la diabetes tipo 2: el cuer-po no responde con e!ciencia a la insulina que produce. ENFERMEDADES DE LOS NERVIOSDespus de vivir un tiempo con diabetes y ms rpido si el paciente no se cuida, la enfermedad puede daar la capa que cubre los nervios o los vasos sanguneos que transportan el oxgeno a los nervios. Los nervios lesionados pueden dejar de enviar mensajes o mandan las seales nerviosas ms lentamente o en momen-tos equivocados. Estas lesiones se deno-minan neuropata diabtica, y la sufren aproximadamente la mitad de las perso-nas con diabetes. CULES SON LOS SN-TOMAS DE LA NEURO-PATA DIABTICA? Entumecimiento en las manos, las piernas o los pies. Dolores punzantes, ardor u hormigueo. Nuseas y vmitos. Estreimiento o diarrea. Disfuncin sexual (impotencia en el hombre y frigidez en la mujer). Problemas urinarios. Mareos al cambiar de posicin rpidamente.El control del azcar en la sangre ayuda a prevenir los problemas en los nervios, y evita que empeoren los que ya existen. El tratamiento incluye analgsicos y otras medicinas.ENFERMEDADES DE LOS PIESCOMPLICACIN DEL PIE DIABTICOEl dao a los nervios que produce la dia-betes provoca que pierda sensibilidad en los pies. Es posible que no sienta una cor-tadura, una ampolla o una llaga. Esta clase de lesiones pueden causar lceras e infec-ciones. Los casos graves, inclusive, son causa de una amputacin. El dao en los vasos sanguneos tambin signi!ca que los pies no reciben su!ciente sangre y oxge-no. Es ms difcil que su pie se cure si tiene una llaga o una infeccin. Para evitar estos problemas controle los niveles de azcar en la sangre y, lo que es muy importante, procure una buena higiene.ENFERMEDADES DE LOS OJOSLa principal causa de ceguera en adultos en Mxico es la afectacin de la retina por la diabetes. Este problema se conoce como retinopata diabtica, y ocurre cuando la diabetes daa los pequeos vasos sangu-neos de la retina. La retina es el tejido sensible a la luz situado en la parte poste-rior del ojo. Para ver con claridad, usted debe tener una retina sana. CULES SON LOS SNTOMAS DE LA RETINOPATA DIABTICA?Es posible que al comienzo no lo note, pero los sntomas incluyen: Visin doble o borrosa. Anillos, luces titilantes o manchas va-cas en el campo visual. Manchas oscuras o "otantes. Dolor o presin en uno o en ambos ojos. Di!cultad para ver objetos ubicados hacia las esquinas de los campos visuales. Si tiene diabetes, debe realizarse un exa-men oftalmolgico completo cada ao. Prevenir y tratar los problemas a tiempo salvar su vista. El tratamiento suele in-cluir terapia con lser o ciruga.026 02702. COMPLICACIONES DE LA DIABETES TIPO 2 PEDRO GONZLEZ MARTNEZ Y NINA VALADEZ GONZLEZTRASTORNOS DE LOS LPIDOSCuando una persona tiene colesterol ele-vado y diabetes, combinacin frecuente, su riesgo de enfermedades cardiovas-culares se duplica. Al respecto, cada vez son ms las evidencias que sugieren que todos los componentes de los lpidos: colesterol malo (LDL) alto, triglicri-dos altos y colesterol bueno (HDL) bajo, contribuyen al desarrollo de la ate-rosclerosis (acumulacin de grasas en la pared arterial) y son, en su totalidad, fuerte factor de riesgo. Aunque en la ma-yora de los pacientes con diabetes no aumenta de manera signi!cativa el coles-terol LDL, su nivel de colesterol es lo su!cientemente alto para apoyar el desa-rrollo de aterosclerosis, adems de que cuando no se controlan bien, los trigli-cridos estn altos.TABAQUISMOSi vive con diabetes y fuma, es impor-tante que sepa que fumar eleva los nive-les de azcar en la sangre, inter!ere con la funcin y el tiempo de accin de la insu-lina, hace que los riesgos de sufrir un ata-que cardiaco sean cuatro veces mayor que los de una persona no fumadora; aumenta los riesgos de sufrir derrame cerebral en un 50%, daa y contrae los vasos sangu-neos afectando la circulacin y aumentan-do los riesgos y gravedad de las lceras en los pies; fumar adems aumenta signi!ca-tivamente el riesgo de sufrir neuropata, y aumenta un 40% los riesgos de sufrir nefropata, y puede contribuir a la impo-tencia sexual.OBESIDAD La obesidad es uno de los principales factores de riesgo de las enfermedades car-diovasculares y se asocia, estrechamente, con la resistencia a la insulina, mecanismo por el cual la obesidad causa enfermedades cardiovasculares; desde luego, la prdida de peso ayuda a disminuir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, la concen-tracin de insulina, y a aumentar la sen-sibilidad a la insulina. Tambin se ha de-mostrado que la obesidad y la resistencia a la insulina se relacionan con otros facto-res de riesgo, como la presin arterial alta. El ejercicio y la prdida de peso previe-nen o demoran el inicio de la diabetes tipo 2, disminuyen la presin arterial y ayudan a reducir el riesgo de ataques al corazn y al cerebro. FIGURA 2. Complicaciones de la diabetes tipo 2. 028 02902. COMPLICACIONES DE LA DIABETES TIPO 2 PEDRO GONZLEZ MARTNEZ Y NINA VALADEZ GONZLEZOTRAS COMPLICACIONESENFERMEDADES DE LOS HUESOS Y ARTICULACIONESDiversas manifestaciones reumatolgicas se han asociado a la diabetes mellitus: neu-ropata articular, destruccin del hueso, contracturas musculares, in"amacin de los tendones, sndromes de restriccin de la movilidad articular, sndrome de tnel del carpo, etc. Se ha reportado que la pre-valencia de la limitacin de la movilidad articular se encuentra entre el 18 y 55% en pacientes diabticos tipo 1, y entre el 34 y 76% en pacientes diabticos tipo 2, en comparacin con el 1 y 20% en sujetos no diabticos. Las alteraciones seas y ar-ticulares se pueden relacionar con otras complicaciones crnicas de la diabetes mellitus, tales como la retinopata, la neu-ropata y la nefropata.Evite tener la piel seca. Cuando la piel est seca o pica, uno se rasca, pue-de lastimarse y provocar una infec-cin; humctela para evitar que se agriete, especialmente cuando el cli-ma es fro o ventoso. Use champ suave. No use desodo-rante ntimo en aerosol para higie-ne femenina. Trate cualquier herida en cuanto aparezca. Lave los pequeos cortes con agua y jabn; no use alcohol ni yodo porque son demasiado fuertes. Use una pomada o crema con anti-bitico, solamente si su mdico lo autoriza, y cubra las heridas peque-as con gasa estril. Consulte inme-diatamente a su mdico si tiene una herida cortante, quemadura o infec-cin grave. Cuide mucho sus pies. Todos los das controle que no aparezcan llagas ni heridas. Use zapatos de horma an-cha y de tacn bajo que le queden bien. Antes de ponerse los zapatos, veri!que que no haya objetos extra-os dentro.Consulte con un dermatlogo los problemas que se le presenten si no puede resolverlos por su cuenta.ENFERMEDADES DE LOS DIENTES Y LAS ENCASEn las personas que tienen diabetes pue-den desarrollarse problemas de los dientes y encas ms frecuentemente cuando las concentraciones de glucosa en la sangre permanecen altas. Si usted tiene diabetes, es mayor de 45 aos y si adems fuma, aumenta la probabilidad de problemas graves de las encas. Las primeras seales de que las encas estn enfermas es cuando se ponen rojas, doloridas y sangran; este problema se llama gingivitis y ocasiona que las encas sangren al cepillarse los dientes. Si la gingivitis progresa causa pe-riodontitis, infeccin en las encas y en el hueso que sujeta a los dientes en su lugar. Si la infeccin empeora, las encas se se-paran del diente y ste se ve ms largo e inclusive se cae por s solo. Otros proble-mas son la resequedad de la boca y una infeccin por hongos conocida como can-didiasis bucal. La resequedad de la boca ocurre cuando no hay su!ciente saliva (el lquido que mantiene hmeda la boca). Por otra parte, la diabetes aumenta el nivel de glucosa en la saliva. La combinacin de estos problemas podra resultar en aftas (fogajes), pequeas lceras blanquecinas que aparecen en la boca y que son dolorosas.ENFERMEDADES DE LA PIELSe estima que un tercio de las personas diabticas padecern, en algn momento de su vida, un problema en la piel provo-cado por esta enfermedad. De hecho, el primer indicio de que una persona tiene diabetes suele ser la presencia de proble-mas en la piel relacionados con hongos, lceras crnicas, infecciones en tejidos blandos, y gangrena en los casos ms severos. Para prevenir estos problemas se recomienda: Mantener la diabetes bajo control. Las personas con niveles altos de glu-cosa suelen tener la piel seca y menor capacidad para luchar contra las bac-terias dainas, y esto aumenta el ries-go de contraer infecciones. Mantener la piel limpia y seca. Evite las duchas o baos muy ca-lientes. Si tiene la piel seca, no utilice bao de burbujas. Es recomendable usar jabones humectantes y crema emoliente de aceite en agua. No uti-lice lociones entre los dedos de los pies; la humectacin extra puede fo-mentar la formacin de hongos.031DORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE030 02. COMPLICACIONES DE LA DIABETES TIPO 2REFERENCIASDiario O!cial de la Federacin (2002). Norma O!cial Mexicana NOM-037-SSA2-2002. Para la pre-vencin, tratamiento y control de las dislipidemias. Diario O!cial de la Federacin (2006). Norma O!cial Mexicana NOM-013-SSA2-2006. Para la pre-vencin y control de las enfermedades bucales. Diario O!cial de la Federacin (2009). Norma O!cial Mexicana NOM-030-SSA2-2009.Para la pre-vencin, deteccin, diagnstico, tratamiento y control de la hipertensin arterial sistmica. Diario O!cial de la Federacin (2010). Norma O!cial Mexicana NOM-015-SSA2-2010.Para la preven-cin, tratamiento y control de la diabetes mellitus.National Diabetes Education Program. Cmo puede ayudar a su ser querido con diabetes. (Versin en espaol) Num. NDEP-57 SP. 02|01|2012. Disponible en: http://www.ndep.nih.gov/diabetes/pubs/TipsHelping_Eng.pdfNational Diabetes Education Program. 4 pasos para controlar la diabetes de por vida. (Versin en espaol) Num. NDEP-80. 06|01|2013. Disponible en: http://www.ndep.nih.gov/media/4_Steps.pdfRECOMENDACIONES PARA MANTENER LA SALUD DE SU BOCA SI TIENE DIABETES:Controle el nivel de glucosa en la sangre. Cepllese los dientes y use hilo dental todos los das.Vaya al dentista de forma habitual, y no olvide avisarle que usted tiene diabetes.Informe al dentista si su dentadura postiza (dientes falsos) le resulta incmoda o le duelen las encas. Si fuma, djelo. Fumar empeora la enfermedad de las encas.Tmese unos minutos para inspec-cionar su boca de forma habitual e identi!car cualquier problema.DISFUNCIN ERCTILComo la diabetes daa el sistema circu-latorio y nervioso, y la ereccin de un hombre depende, sobre todo, de una circulacin saludable y un adecuado funcionamiento del sistema nervioso, la disfuncin erctil es comn en hom-bres con diabetes, estimndose que ms de la mitad de ellos padecen disfuncin erctil. Otros factores de riesgo vascular frecuentemente asociados con la apari-cin de la disfuncin erctil son dos ampliamente reconocidos: el tabaquis-mo y la hipertensin arterial no tratada. Por lo tanto, en los fumadores se duplica el riesgo de desarrollar disfuncin erc-til. En el caso de los hipertensos no tra-tados, el riesgo es casi cinco veces mayor. Adems de ser comn, en general, ahora est claro que la disfuncin erctil ocu-rre antes de una afeccin cardaca, y puede predecir un mayor riesgo de fu-turos problemas cardacos. Un hombre con disfuncin erctil y diabetes tipo 2 tiene un 34% de probabilidades de tener enfermedades cardiovasculares en com-paracin con una persona con diabetes tipo 2 sin disfuncin erctil, quien slo tiene una probabilidad del 4%. Esto sig-ni!ca que la disfuncin erctil en una persona con diabetes debe ser atendida tan pronto como sea posible no slo para tratar la propia disfuncin erctil sino tambin para prevenir complicacio-nes cardiovasculares.032 03305. RIESGO CARDIOVASCULAR EN PERSONAS CON DIABETES TIPO 2 MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE, DORIS PINTO ESCALANTE Y NINA VALADEZ GONZLEZ03303RIESGOCARDIOVASCULAREN PERSONASCON DIABETESTIPO 2Ma. Guadalupe Garca Escalante, Doris Pinto Escalante y Nina Valadez GonzlezQU ES RIESGO CARDIO-VASCULAR EN PERSONAS CON DIABETES TIPO 2?El riesgo cardiovascular es una compli-cacin crnica de la diabetes tipo 2 y se debe a que la elevacin de la glucosa en la sangre provoca alteraciones en los vasos sanguneos de gran calibre del corazn (angina de pecho o infarto) o del cerebro (embolia). Esta afectacin acelera el proceso de arteriosclerosis o hace que se desprendan trombos que obstruyen las arterias ms distales en las extremidades. El plazo de tiempo para que ocurra en el paciente con dia-betes generalmente es de 5 o 10 aos.MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE, DORIS PINTO ESCALANTE Y NINA VALADEZ GONZLEZ034 03503. RIESGO CARDIOVASCULAR EN PERSONAS CON DIABETES TIPO 2CULES SON LOS FACTORES DE RIESGO CARDIOVASCULAR EN LA PERSONA CON DIABETES?PORQUE TARDA TANTO TIEMPO EN APARECER?Esta complicacin crnica tarda mucho en aparecer, pero depende de cmo lleve su control metablico cada persona. Identi!car los factores de riesgo ayuda a hacer un diagnstico oportuno, retrasar el diagnstico agrava el panorama.Los diabticos tienen de dos a cua-tro veces ms riesgo de sufrir un evento cardiovascular que los no diabticos y ste reduce su esperanza de vida entre 6 y 15 aos. El control del nivel de azcar en sangre reduce el riesgo cardiovascu-lar. Muchas personas con diabetes tipo 2, para vigilar si controlan la glucosa, miden su nivel de azcar en la sangre todos los das. As se aseguran de man-tenerla cerca de lo normal, sobre todo haciendo ejercicio con frecuencia, ali-mentndose con una dieta saludable y tomando sus medicamentos de manera adecuada. LA HIPERTENSIN ARTERIALMICROALBUMINURIA LA OBESIDADEL COLESTEROLALTO (HIPERCOLESTEROLEMIA)EL TABAQUISMO EL ESTRSEL SEDENTARISMOFIGURA 3. Riesgo cardiovascular en personas con diabetes tipo 2 MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE, DORIS PINTO ESCALANTE Y NINA VALADEZ GONZLEZ036 03703. RIESGO CARDIOVASCULAR EN PERSONAS CON DIABETES TIPO 2La aparicin conjunta de dos o ms pro-blemas de salud incrementan el riesgo. Otro factor de riesgo es la resistencia a la insulina, una disfuncin del metabolismo fundamental de la diabetes tipo 2. La re-sistencia a la insulina es la condicin en la que el cuerpo no responde con e!ciencia a la insulina que produce.LA HIPERTENSIN ARTERIALQU ES LA PRESIN ARTERIAL?La presin o tensin arterial es la fuerza de la sangre contra las paredes de las arterias cada vez que el corazn bombea sangre. Es importante mantener los valores de la ten-sin arterial en los lmites normales para el buen funcionamiento del organismo.Para medir la presin arterial se usa un esfigmomanmetro. La presin se mide en milmetros de mercurio (mmHg).En una persona adulta en reposo la tensin arterial ideal es de 120/80 mmHg. El primer valor de 120 mmHg se considera normal y es la tensin arterial sistlica o mxima, que corresponde a la presin de las arterias durante el bombeo CULES SON LOS SNTOMAS DE LA HIPERTENSIN ARTERIAL?A la hipertensin (HTA) se le conoce como la asesina silenciosa porque es una enfermedad que no presenta sntomas ni signos, pero es peligrosa. HIPERTENSIN ARTERIAL, DIABETES Y RIESGO CARDIOVASCULARUno de cada tres adultos tiene la presin arterial elevada, es decir, afecta aprximada-mente al 30% de la poblacin en el mundo, segn la Organizacin Mundial de la Salud (OMS). En la diabetes tipo 2, el diagnstico de hipertensin se suele hacer antes o al mismo tiempo que el diagnstico de diabetes. En diversos estudios epidemiolgicos se ha ob-servado que entre un 40 y 60% de los dia-bticos padece hipertensin.La hipertensin arterial empeora y ace-lera el dao que la diabetes ejerce sobre las arterias. Cuando las concentraciones de azcar en la sangre permanecen altas por mucho tiempo afectan los vasos sanguneos. Si los niveles de colesterol son altos, el inte-rior de las arterias se estrecha u obstruye, y esta afeccin se conoce como aterosclero-sis. Si los vasos sanguneos estn estrechos, no llega su!ciente sangre al resto del cuerpo, dando lugar a que las personas hipertensas y diabticas presenten una enfermedad car-diovascular con mayor frecuencia en com-paracin con aquellas que solo tienen dia-betes, y mucho ms que las sanas.QU TRATAMIENTO DEBE SEGUIR EL HIPERTENSO DIABTICO?La hipertensin es uno de los FACTORES DE RIESGO MODIFICABLES de las enfermedades del corazn. Puede contro-larse con xito. Se recomienda medirse la presin ar-terial con regularidad y tomar medidas para mantenerla normal o bajarla si es que llega a niveles de riesgo, especialmente en perso-nas con diabetes o problemas cardacos. Los frmacos para tratar la presin ar-terial alta se utilizan hace muchas dcadas para controlar la tensin arterial. Han salva-do miles de vidas y han prevenido derrames cerebrales e insu!ciencia coronaria y renal.del corazn, es decir, mientras el corazn late. Se considera alta cuando es igual o mayor a 140 mmHg.El segundo valor de 80 mmHg se considera normal y es la tensin arterial diastlica o mnima a la que siempre es-tn sometidas las arterias del organismo, indica la tensin mnima a que est some-tido el corazn de forma continua y mide la calidad del reposo de nuestro corazn. Es muy importante vigilarla porque pue-de causar serios problemas en la salud. Sus valores son altos cuando es igual o mayor a 90 mmHg de forma constante.QU ES LA HIPERTENSIN ARTERIAL?Se considera hipertensin arterial cuando la presin que genera la sangre en el inte-rior de las arterias se eleva por encima de los valores normales. La nica manera de diagnosticarla es midindola con un es!gmomanmetro.Una persona puede tener Prehi-pertensin si los valores estn entre 121/80 y 139/89 mmHg o son superio-res, y puede tener Hipertensin si los valores son iguales o mayores a 140/90 mmHg. MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE, DORIS PINTO ESCALANTE Y NINA VALADEZ GONZLEZ038 03903. RIESGO CARDIOVASCULAR EN PERSONAS CON DIABETES TIPO 2microalbuminuria se enfoca en estrategias antiproteinricas y antihipertensivas. La deteccin temprana y el manejo terapu-tico adecuado son muy importantes en la prctica clnica para mantener la albmi-na en la orina en cifras adecuadas y la ten-sin arterial en los lmites normales.Existen factores de riesgo para al desarrollo de la microalbuminuria, como el nmero de aos que la persona vive con diabetes, no tener control de la glucemia, hipertensin arterial, fumar y una mala nutricin (el incremento del consumo diario de protenas, sobre todo las de ori-gen animal). Con el control de dichos factores se evitan complicaciones vascula-res y renales a mediano y largo plazo.DIABETES MELLITUS TIPO 2, OBESIDAD Y ENFERMEDADES CARDIOVASCULARESQU ES LA OBESIDAD?Es una enfermedad crnica relacionada con la patologa cardiovascular y la genera Existen varios tipos de frmacos para controlar la presin arterial alta. Los diu-rticos suelen recetarse combinados con otros medicamentos hipotensores y a veces en una sola pastilla. Consulte siempre a su mdico para obtener instrucciones del uso del MEDICAMENTO APROPIADO.Si un paciente tiene diabetes y es hi-pertenso es importante que mida su pre-sin arterial con regularidad y tome me-didas para mantenerla controlada, como evitar el exceso de peso, mantener una alimentacin adecuada, hacer ejercicio fsico, no fumar, cuidar los ojos y los pies y llevar una vida relajada y tranquila. Desde luego, debe tomar la dosis correcta de frmacos antihipertensivos, la insulina o los hipoglucemiantes orales que le indi-que su mdico con el !n de disminuir los riesgos cardiovasculares y tener una buena calidad de vida.MICROALBUMINURIAQU ES LA MICROALBUMINURIA?La albmina es la protena ms abundan-te en el plasma sanguneo. Es normal en-contrar muy pequeas cantidades de al-bmina en la orina de las personas que el exceso de grasa corporal en relacin con el peso estndar que proviene de la talla, el gnero y la edad. Las personas obesas tienen mayor riesgo de sufrir diabetes tipo 2, hipertensin arterial, cardiopata isqu-mica y accidentes cerebrovasculares. En Mxico, Egipto y Sudfrica, ms de la mi-tad de los adultos tienen sobrepeso o son obesos. Varios estudios clnicos han de-mostrado que es posible prevenirla. CMO SE MIDE LA OBESIDAD?La obesidad se mide con un indicador nutricional, el ndice de Masa Corporal (IMC), el cual se calcula bajo los siguientes parmetros: Se considera normal si el valor est entre 18.5 y 24.9. Es sobrepeso si el valor est entre 25 y 26.9. Es obesidad si el valor es igual o mayor de 30.QU ES LA OBESIDAD ABDOMINAL Y CMO SE MIDE?La obesidad abdominal o circunferen-cia de la cintura es aquella que se sita tienen una funcin renal adecuada. Se considera normal un valor menor de 30 mg/24h.Se le llama microalbuminuria cuan-do se pierden cantidades elevadas de alb-mina en la orina. Se considera anormal un nivel entre 30 y 300 mg/24h.En los pacientes con diabetes tipo 2, la presencia de microalbuminuria es la seal predictiva ms importante de dao renal y cardiovascular.Cerca del 50% de los diabticos tipo 2 desarrollarn microalbuminuria en los primeros diez aos posteriores al diagns-tico de su enfermedad. Estos pacientes tambin desarrollan hipertensin arterial, y si no tienen un tratamiento espec!co, la funcin renal disminuir gradualmente, y cerca del 20 al 40% progresarn a nefro-pata diabtica (enfermedad del rin) y enfermedad renal terminal. La evidencia epidemiolgica indica que la albuminuria es predictiva del au-mento de morbilidad y mortalidad cardio-vascular, independientemente de otros factores de riesgo cardiovascular.TRATAMIENTO DE MICROALBUMINURIAEl tratamiento mdico para pacientes dia-bticos tipo 2 con diagnstico de MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE, DORIS PINTO ESCALANTE Y NINA VALADEZ GONZLEZ040 04103. RIESGO CARDIOVASCULAR EN PERSONAS CON DIABETES TIPO 2EL COLESTEROL ALTO (HIPERCOLESTE-ROLEMIA)Existe una asociacin entre el exceso de co-lesterol en la sangre y el riesgo de sufrir ac-cidentes cardiovasculares por lesiones en las arterias, en el miocardio o en el corazn.Cuando una persona tiene Colesterol elevado y diabetes, a la vez, lo cual es una combinacin frecuente, duplica el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Las evidencias indican que todos los componentes de los lpidos: colesterol malo (LDL) alto, triglicridos altos y colesterol bueno (HDL) bajo, contribu-yen al desarrollo de la aterosclerosis (acu-mulacin de grasas en la pared arterial), y que son, en su totalidad, un factor de riesgo. Aunque en la mayora de los pa-cientes con diabetes no aumenta en gran medida el colesterol LDL, su nivel de co-lesterol es lo su!cientemente alto para desarrollar aterosclerosis, adems de que cuando no se controla bien, los triglicri-dos estn altos.La dislipidemia aterognica o disli-pidemia diabtica es un trastorno de los lpidos asociado a la resistencia a la insu-lina. Los pacientes con diabetes estn en riesgo de tener niveles de colesterol y triglicridos poco saludables. Segn los expertos, al reducir el nivel de colesterol un 10 por ciento se reduce el riesgo de sufrir un ataque al corazn entre un 20 y un 30%.CMO SABER SI UNA PERSONA TIENE EL COLESTEROL O LOS TRIGLICRIDOS ALTOS?Es importante realizar una prueba de de-teccin que indique los niveles de colesterol y triglicridos en la sangre con el !n de controlar los niveles.En cuanto al Colesterol Total se considera: Nivel deseable si es menos de 200 mg/dl.En cuanto al Colesterol HDL (bueno) se considera: Normal en mujeres si es igual o mayor de 50. Normal en hombres si es igual o ma-yor de 40.en la zona del abdomen, y es mucho ms peligrosa que la obesidad generali-zada. El permetro abdominal es un indicador muy importante del riesgo cardiovascular.La medicin de la circunferencia de la cin-tura se considera:Normal en hombres si el valor es menor de 102. Y normal en mujeres si el valor es menor de 88.POR QU UN PACIENTE CON DIABETES Y OBESI-DAD ABDOMINAL PUEDE ESTAR EN RIES-GO CARDIOVASCULAR?La diabetes y la obesidad son dos enferme-dades metablicas caracterizadas por resis-tencia a la insulina y por un bajo grado de in"amacin. El exceso de grasa corporal, adems, di!culta que las personas con dia-betes tipo 2 utilicen su propia insulina.La circunferencia de la cintura est re-lacionada con la resistencia a la insulina y las enfermedades del corazn, hipertensin, colesterol alto y sndrome de ovario poli-qustico. Se ha observado en estudios especializados que al bajar de peso se con-trola mejor la glucosa en la sangre, y se re-trasa o previene la diabetes al aumentar la sensibilidad de la insulina y disminuir el riesgo de dao en los vasos sanguneos. QU PUEDO HACER PARA DISMINUIR O EVITAR LA OBESIDAD?Si tiene peso extra, sobre todo alrededor de la cintura y el abdomen, es importante que adelgace; este tipo de obesidad repre-senta ms riesgo de enfermedad cardaca.Se recomiendan cambios en los hbi-tos de vida, prdida de peso y ejercicio fsico diario con el !n de evitar que a corto plazo aparezcan otros factores de riesgo cardiovascular. Es importante que siga una alimentacin equilibrada para tener en control los valores de glucosa en la sangre. Comer bien te ayudar a preve-nir, retrasar y tratar las posibles complica-ciones de la diabetes. Aunque no existe una dieta nica, en el captulo dos te hi-cimos sugerencias muy buenas. MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE, DORIS PINTO ESCALANTE Y NINA VALADEZ GONZLEZ042 04303. RIESGO CARDIOVASCULAR EN PERSONAS CON DIABETES TIPO 2En cuanto al Colesterol LDL (malo) se considera: Normal si es menos de 130mg/dl.En cuanto a los triglicridos se considera: Normal si es menos de 150 mg/dl.Para reducir el colesterol malo (colesterol LDL) y aumentar el colesterol bueno (co-lesterol HDL) se debe seguir una dieta saludable baja en colesterol y hacer ejerci-cio de forma regular. En algunos casos es posible que el mdico prescriba medica-mentos tales como las estatinas para bajar el colesterol.TABAQUISMO, DIABETES TIPO 2 Y RIESGO CARDIOVASCULARYa vimos anteriormente que el hbito de fumar es malo para la salud; la frecuencia en personas con diabetes es alrededor del 15%, si bien es uno de los factores de ries-go ms relevantes para sufrir una enferme-dad cardaca. El tabaquismo incrementa el riesgo de presentar diabetes, y cuando una sin fumar disminuir el riesgo hasta llegar a compararse con el riesgo de una persona que nunca ha fumado.SEDENTARISMOSe estima que el sedentarismo o la falta de actividad fsica es la causa del 30% de las enfermedades coronarias y del 27% de los casos de diabetes. La obesi-dad es comn en personas con diabetes tipo 2 y enfermedades del corazn.El sedentarismo es un factor de ries-go modi!cable. El ejercicio y la prdida de peso pueden ayudar a controlar, retra-sar y hasta prevenir estas enfermedades.De acuerdo a los expertos, para man-tener un corazn sano hace falta un mni-mo de 30 minutos de actividad fsica con-tinua diaria al menos cinco veces a la semana. Dedicar tan solo dos horas y me-dia a la semana a la actividad fsica de in-tensidad moderada reduce un 14% el riesgo de enfermedad cardaca coronaria.Junto con la dieta, el ejercicio es muy importante en las personas diabticas. Consulta con tu mdico el tipo de ejer-cicio ms adecuado para tu caso.ESTRSQU ES EL ESTRS?El estrs es la respuesta del cuerpo a cam-bios que se desencadenan en diferentes situaciones de la vida, y puede provenir de diferentes fuentes: Externas: situaciones con"ictivas familiares o laborales, excesos de responsabilidad, problemas econ-micos, cambios hormonales o enfermedades. Internas: la forma en que percibi-mos y cmo respondemos a deter-minadas situaciones o eventos.No todas las situaciones de estrs son ma-las. Lo importante es controlar el estrs de la manera adecuada para evitar el estrs crnico.CULES SON LOS SNTOMAS DEL ESTRS?El sntoma ms comn del estrs es la ansiedad. Otros sntomas de tipo corporal pue-den ser la fatiga, el llanto, el dolor de persona tiene diabetes y fuma incrementa tres veces el riesgo de sufrir enfermedad del corazn, en comparacin con las per-sonas con diabetes que no fuman. POR QU UN PACIENTE CON DIABETES QUE FUMA EST EN RIESGO CARDIOVASCULAR?El tabaco aumenta la resistencia a la insu-lina y aumenta la glicemia de la persona con diabetes, y tambin incrementa el rit-mo cardaco y eleva temporalmente la presin arterial, lo cual tiene un efecto negativo en los vasos sanguneos. Pero el tabaco ocasiona, adems, otras complicaciones: enfermedad en los rio-nes, problemas circulatorios con riesgo de infecciones en los pies, infecciones en las vas respiratorias, aumento de colesterol, retinopata diabtica y neuropata perifrica.POR QU ES IMPORTANTE DEJAR DE FUMAR?Si una persona deja de fumar reduce los riesgos a la mitad, y cuando pasa 15 aos MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE, DORIS PINTO ESCALANTE Y NINA VALADEZ GONZLEZ044 04503. RIESGO CARDIOVASCULAR EN PERSONAS CON DIABETES TIPO 2presin arterial daando la capa inte-rior de las arterias, endurecindose o aumentando de grosor, lo que podra provocar arteriosclerosis.El estrs puede elevar la presin san-gunea durante un perodo prolongado. Este aumento de presin origina niveles elevados de plaquetas, clulas que se pro-ducen en la mdula sea y tienen un papel muy importante en la coagulacin, aun-que tambin pueden bloquear una arteria del corazn, produciendo un infarto. Asimismo, hay evidencia de que el estrs podra aumentar los niveles de colesterol en la sangre.QU PUEDO HACER PARA DISMINUIR O CONTROLAR EL ESTRS?A veces, el estrs no se evita por completo, porque no tenemos el control de todas las situaciones, pero s es posible estar prepa-rado para responder ante eventos extraor-dinarios con calma, buena actitud y deci-siones bien fundamentadas. Si controlas el estrs podrs mejorar tu salud emocional y fsica. Un apoyo para prevenirlo es practicar las siguientes recomendaciones: Reducir el consumo de caf, alcohol y el cigarro. Hacer ejercicio fsico, como caminar. Tener tiempo para descansar de manera regular. Evitar situaciones estresantes. Escuchar msica relajante. Respirar suavemente y de forma relajada. Evitar alimentos con grasa, azcar y sal.En algunos casos, es posible que el m-dico considere necesario recetar ansiol-ticos, en ocasiones acompaados por antidepresivos. Ahora sabemos que el estrs libera hormonas y glucosa que afectan a las per-sonas con diabetes y provoca un riesgo al corazn. Por lo tanto, la capacidad para manejar el estrs implica controlar la dia-betes y prevenir el riesgo de enfermedades del corazn.SE PUEDE CALCULAR EL RIESGO CARDIOVASCULAR EN UNA PERSONA?Existen frmulas para calcular el riesgo cardiovascular que proporciona un valor cabeza, palpitaciones, taquicardia, sensa-cin de muerte inminente, sensacin de ahogo, falta de aire o inestabilidad. El es-trs tambin puede provocar alteraciones que afectan a la mente, como d!cit de atencin y falta de concentracin o memoria. CMO PUEDE AFECTAR LA GLUCEMIA Y DAAR AL CORAZN?El estrs y el azcar en la sangre estn re-lacionados. Saber manejar el estrs es im-portante para controlar la diabetes y para disminuir el riesgo de enfermedades del corazn.Cuando una persona est estresada, su cuerpo trabaja liberando hormonas, como la epinefrina y la adrenalina, por-que se requiere mayor energa y concen-tracin. Pero tambin libera glucosa (azcar) en el hgado, los msculos y las reservas de grasa almacenadas. El estrs que afecta a la mayora de las personas es el que se prolonga durante das y semanas llamado tambin ESTRS CRNICO. El problema es que la persona tiene pre-sente un problema continuamente du-rante largos perodos de tiempo, esto es, siente ansiedad permanente acerca de la situacin econmica, el trabajo, la salud y determinadas personas o situaciones familiares. El estrs crnico no es saludable para nadie, pero es especialmente problemtico para las personas con diabetes, porque se libera glucosa adicional continuamente en el torrente sanguneo. La glucosa que proviene a consecuen-cia del estrs se suma a la glucosa que pro-viene de los alimentos, entonces, los nive-les de glucosa en el torrente sanguneo son mayores, esto es especialmente importante en personas que viven con diabetes.Las personas estresadas son ms pro-pensas a sufrir una enfermedad coronaria. El riesgo cardaco por estrs equivale a fumar cinco cigarros al da. Y algunos es-tudios explican que es debido a que el estrs aumenta el nivel de hormonas en la sangre, lo que puede daar el corazn. Cuando estamos estresados, se ten-san los msculos, aumenta la frecuencia cardaca y la demandas de oxgeno del corazn, se incrementa la presin arte-rial, y el corazn late ms rpido, lo que hace que trabaje ms. Esta necesidad de oxgeno puede ocasionar angina de pe-cho en enfermos del corazn. Igualmente, ante una situacin estresante, el sistema nervioso libera ms hormonas, como la adrenalina o cortisol, que elevan la 046 05. RIESGO CARDIOVASCULAR EN PERSONAS CON DIABETES TIPO 2REFERENCIASAcosta, N, Acevedo A, Cabrera E, Delgado W, Piccardo R, Acosta C. Microalbuminuria en pacientes con diabetes tipo 2. Mem Inst Investig Cienc Salud, 2005; 3 (1):37-42.Brydon L, Magid K, Steptoe A. Platelets, coronary heart disease, and stress. Brain Behav Immun. 2006; 20 (2): 113-119.Carmena R. Type 2 diabetes, dyslipidemia, and vascular risk: Rationale and evidence for correcting the lipid imbalance. Am Heart J 2005; 150: 859-70.Chobanian AV, Bakris GL, Black HR, Cushman WC. #e Seventh Report of the Joint National Committee on Prevention, Detection, Evaluation, and Treatment of High Blood Pressure: #e JNC 7 Report. JAMA 2003; 289: 2560. Diario O!cial de la Federacin (2010). Norma O!cial Mexicana NOM-008-SSA3-2010.Para el trata-miento integral del sobrepeso y la obesidad.Diario O!cial de la Federacin (2010). Norma O!cial Mexicana NOM-015-SSA2-2010.Para la preven-cin, tratamiento y control de la diabetes mellitus.Kaplan NM. Systemic hypertension: Treatment. In: Bonow RO, Mann DL, Zipes DP, Libby P, eds. Braunwalds Heart Disease: A Textbook of Cardiovascular Medicine. 9th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2011:chap 46.Majul E, Diego Camps D. Microalbuminuria in type 2 Diabetes: a risk sign and therapeutic opportunity. Arch Med, 2007; 3:1.Mitra, A. Diabetes and Stress: A Review. Ethno-Med 2008; 2 (2): 131-135.Ochoa C. Diabetes mellitus tipo 2, obesidad y enfermedad cardiovascular. Importancia del riesgo car-diometablico, oportunidad de diagnstico temprano y prevencin del mismo. Primera parte Diabet Hoy Med Sal, 2007; 8 (6): 1958-64.Richardson S, Sha$er JA, Falzon L, Krupka D, Davidson KW, Edmondson D. Meta-analysis of perceived stress and its association with incident coronary heart disease. Am J Cardiol 2012; 110 (12): 1711-6.Tobe SW, McFarlane PA, Naimark DM. Microalbuminuria in diabetes mellitus. Can Med Assoc J 2002; 167 (5): 499-503.Will JC, Galuska DA, Ford ES, Mokdad A, Calle EE. Cigarette smoking and diabetes mellitus: evidence of a positive association from a large prospective cohort study. Int J Epidemiol 2001; 30: 540-6.Yuyun MF, Khaw KT, Luben R, Welch A, Bingham E, Day NE, Wareham NJ. A prospective study of microalbuminuria and incident coronary heart disease and its prognostic signi!cance in a british population. #e EPIC-Norfolk study. Am J Epidemiol 2004; 159: 28493.que indica una probabilidad de que un evento (angina, infarto, embolia) ocurra.La persona que ha vivido de 10 a 15 aos con diabetes tipo 2 tiene un riesgo cardiovascular semejante al de la perso-na sin diabetes pero con enfermedad coronaria.En las personas con diabetes tipo 2 sin eventos cardiovasculares previos se re-comienda calcular el riesgo cardiovascular con el !n de monitorizar su riesgo y para aplicar tratamientos farmacolgicos (esta-tinas y cido acetilsaliclico).QU SE PUEDE HACER PARA PREVENIR EL RIESGO CARDIOVASCULAR?Lo bueno es que S podemos hacer algo para cambiar los factores de riesgo cardio-vascular. Recuerde tener bajo control me-tablico TODOS los factores de riesgo y mantener un estilo de vida ms saludable. Al respecto, recomendamos: Controlar el nivel de azcar en la sangre. Vigilar la presin arterial. Mantener un peso adecuado y cuidar la dieta. Disminuir el nivel de colesterol. Aumentar la actividad fsica. Dejar de fumar. Controlar el estrs.Recuerde que tener un estilo de vida salu-dable s disminuye los riesgos.049PATRICIA I. GMEZ AGUILAR Y GREVER MA. VILA SANSORES04TRATAMIENTOPARA LA DIABETESPatricia I. Gmez Aguilar y Grever Ma. vila SansoresCUL ES EL TRATAMIENTO PARA LA DIABETES?El azcar (o la glucosa) que se encuen-tra en los alimentos es el principal combustible que el organismo utiliza como fuente de energa para realizar todas sus funciones: pensar, respirar, contraer el corazn, trabajar y otras.La alimentacin sana, la actividad fsica, la medicacin, la verificacin del azcar en la sangre, y llevar una vida sin estrs son los pilares bsicos del trata-miento de la diabetes; as se logran man -tener los niveles de azcar en la sangre dentro del rango considerado adecuado.050 05104. TRATAMIENTO PARA LA DIABETES PATRICIA I. GMEZ AGUILAR Y GREVER MA. VILA SANSORESDichos pilares son una parte impor-tante de lo que se llama estilo de vida ade-cuado para una persona con diabetes. Por eso en este captulo se explican algunos estilos de vida saludable.ESTILOS DE VIDA SALUDABLEEl estilo de vida comprende todo lo que usted acostumbra hacer diariamente: ru-tina de ejercicios, alimentarse, seguir una dieta, baarse, actividades de ocio, con-sumir tabaco y/o alcohol, etc.; es decir, la serie de comportamientos. Hay estilos de vida que pueden condicionar su en-fermedad, por ejemplo, un estilo de vida es poco saludable si consumimos mucha grasa y no hacemos ejercicio; este com-portamiento afecta nuestra salud y com-plica la enfermedad a largo plazo.Por lo tanto, para tener un mejor estilo de vida se debe:01. Hacer ms ejercicio acorde a su con-dicin fsica.02. Comer ms frutas y verduras siguien-do un plan de alimenticin.03. Tomar sus medicamentos o aplicar su insulina a la hora y en la dosis indicada.04. Monitorizar su azcar en la sangre.05. Eliminar el tabaco y el alcohol en la medida de lo posible.06. Evitar el estrs. El cambio en el estilo de vida le brindar bene!cios que observar a corto plazo en la reduccin de subidas y bajadas de az-car, y a largo plazo en la reduccin de las posibles complicaciones, tales como la ceguera, la amputacin de un pie, enfer-medades renales o enfermedades del corazn. Pero un cambio no se consigue de la noche a la maana, es necesario sensibili-zarse en el autocuidado, el autoreconoci-miento y asumir con responsabilidad su enfermedad a travs del desarrollo de co-nocimientos, habilidades y actitudes para el cuidado de uno mismo.En pocas palabras, nmerosas perso-nas con diabetes han participado por mu-cho tiempo en grupos donde platican acerca de su condicin y llegan a alcanzar conocimientos muy completos; sin em-bargo, el conocimiento de la enfermedad por s solo no es su!ciente, se requiere estar verdaderamente convencido de que se deben cambiar algunos hbitos poco favorables para controlar los niveles de azcar (052 05304. TRATAMIENTO PARA LA DIABETES PATRICIA I. GMEZ AGUILAR Y GREVER MA. VILA SANSORESque llamaremos glucemia porque es el trmino como se conoce normalmen-te, y mantener tambin los niveles de las grasas o lpidos sanguneos dentro de los rangos normales; de esta manera, igualmente se puede lograr mantener o alcanzar un peso adecuado. Es indispen-sable entender que no se trata solamente de bajar de peso sino de estar sanos y mantener, permanentemente, un peso adecuado y los niveles de la glucemia y los lpidos sanguneos dentro de un control bueno, porque as no nos causan dao. Por ejemplo, una glucemia igual o mayor a 250mg/dl nos pone en mayor riesgo de sufrir complicaciones.De la misma forma, es necesario que piense en manejar con autonoma su plan de alimentacin, claro, considerando la seleccin de alimentos apropiados en cantidad, calidad y distribucin horaria. En pocas palabras, saber qu, cunto y cundo comer. Y es indispensable distri-buir la ingesta energtica total de modo que aproximadamente la mitad de las ca-loras provengan de los hidratos de carbo-no; cuarta parte de los lpidos y lo dems de protenas. Un gramo de hidratos de carbono aporta 4 kcal; un gramo de pro-tenas, 4 kcal, y un gramo de lpidos, 9 kcal. Los alimentos que contienen hidra-tos de carbono deben distribuirse en las comidas del da. Las cantidades dependen de la indicacin que siga cada persona, y es necesario ordenar el horario de las co-midas, que pueden ser cuatro a seis duran-te el da, cada 3 o 3 horas si la persona usa insulina, y cada 4 o 5 horas si usa hi-poglucemiantes orales o solamente dieta.Para medir fcil y rpidamente las porciones de comida necesarias se reco-mienda conocer El plato del bien co-mer. (Figura 4) Se divide en tres partes, plato para verduras y vegetales, para alimentos con protena (carnes, legumi-nosas) y para alimentos con carbohi-dratos (pan, arroz, sopa). Adems, usted puede tomar el agua que quiera, sin azcar o con sustituto, y una fruta.Al momento de elegir sus alimentos, recuerde las proporciones: una fruta del tamao de su puo; la carne, frijoles o pasta que den en la palma de su mano, y los vegetales verdes que alcancen en sus dos palmas. La cantidad de grasa se debe limitar al tamao del pulgar.Otro aspecto importante en la toma de decisiones al seleccionar los alimentos es el ndice glucmico; debe preferir los que tengan la menor capacidad para elevar la glucemia. Los alimentos con bajo ndice gluc-mico son las verduras, las frutas, las legu-minosas y los cereales integrales. Y tienen un alto ndice glucmico las papas, el pan blanco, la miel y los alimentos preparados con azcar.Cuando los espacios de tiempo entre comidas son muy largos, aumenta el ries-go de hipoglucemia. Tome en cuenta que consumir una cantidad muy elevada de hidratos de carbono en su horario de co-midas produce hiperglucemia. Ambas son llamadas complicaciones agudas, y son de alto riesgo, por lo tanto, evtelas en lo po-sible. Cree su plato!* Cantidades elevadas de hidratos de carbono en una comida producen hiperglucemia.* Espacios largos de tiempo entre las comidas aumenta el riesgo de hipoglucemia.FIGURA 4. Plato del bien comer y proporciones. 054 05504. TRATAMIENTO PARA LA DIABETES PATRICIA I. GMEZ AGUILAR Y GREVER MA. VILA SANSORESIMPORTANTE! No haga ejercicio si tiene una glucosa igual o arriba de 250mg/dl Debe comer una fruta antes y despus de realizar el ejercicio. Lleve un dulce en la bolsa y una identificacin que seale que usted es diabtico. No realizar ejercicios de alta intensidad ni levantar objetos muy pesados.ACTIVIDAD FSICALa Asociacin Americana de la Diabetes (ADA por sus siglas en ingls) recomienda, a usted como diabtico, acumular 150 mi-nutos de actividad fsica entre ligera y mo-derada; las opciones son caminar, nadar y hacer ejercicios aerbicos. Su importancia se debe a que esto le ayudar a bajar sus niveles de colesterol y glucosa; a su vez, la actividad fsica aumenta los niveles de co-lesterol bueno (HDL), reduce el dolor en las articulaciones y tambin la obesidad; mejora la salud del corazn, y reduce el es-trs y los trastornos de coagulacin de la sangre; asimismo le permitir descansar mejor. Ejercitarse, adems, mejora la sensi-bilidad a la insulina y reduce la produccin de azcar del hgado, por lo tanto, lograr un mejor control de la enfermedad.La intensidad de la actividad fsica de cada paciente depende de su ocupacin laboral y de qu hace en su tiempo libre. A continuacin se detalla, a modo de gua, una clasi!cacin de algunas ocupaciones para que usted identi!que qu tipo le corresponde:Actividad ligera. O!cinistas: la mayor par-te de los profesionales (abogados, mdicos, profesores, etc.), choferes y amas de casa que no disponen de electrodomsticos.Actividad moderada. Obreros de la cons-truccin, mecnicos, pescadores, trabaja-dores de la industria ligera, amas de casa con nios pequeos que no disponen de electrodomsticos, estudiantes, y otras personas que realizan actividades deporti-vas tres veces a la semana.Actividad intensa. Leadores, campesinos, y trabajadores agrcolas sin apoyo mecni-co, soldados en servicio activo, atletas, de-portistas profesionales, bailarines.Algunas recomendaciones para incre-mentar su actividad fsica diaria son: Camine en lugar de usar el automvil. Bjese del autobs una parada antes y camine hasta llegar a su destino. Trabaje en el jardn, barra las hojas o lave el automvil. Juegue de manera activa con sus hijos. Camine mientras habla por telfono. Estacione en la parte ms lejana del estacionamiento y camine.Algunos ejemplos de ejercicio aerbico son: Caminata con paso enrgico. Bailar. Gimnasia. Nadar o hacer gimnasia aerbica en el agua. Pasear en bicicleta o entrenar en una bicicleta !ja dentro de la casa.TRATAMIENTO FARMACOLGICOEs posible que su mdico le recete algn medicamento para ayudarle a lograr va-lores de glucosa en la sangre adecuados y mantenerse dentro de esos valores. Hay diferentes tipos de medicamentos. Su mdico puede recetarle ms de uno para ayudarle a estar dentro de los valo-res adecuados. Algunas personas con diabetes tipo 2 usan pastillas e insulina, o solo insulina.Si est comenzando a usar medicamen-tos nuevos, hgale las siguientes preguntas a su mdico, farmacutico o educador sobre diabetes: Cuntas pastillas debo tomar? Con qu frecuencia debo tomarlas y en qu momento? Debo tomar el medicamento con el estmago vaco o junto con la comida? Qu pasa si me olvido de tomar el me-dicamento y lo recuerdo ms tarde? Qu efectos secundarios podra tener? Qu debo hacer si tengo efectos secundarios?Mi medicamento para la diabetes cau-sar algn problema con otro de mis medicamentos?056 05704. TRATAMIENTO PARA LA DIABETES PATRICIA I. GMEZ AGUILAR Y GREVER MA. VILA SANSORESCONSEJOS PARA SEGUIR EL TRATAMIENTO Pida ayuda al profesional de salud que le atiende si tiene problemas para manejar sus sentimientos, mie-dos, creencias y emociones respecto a la diabetes o los cambios en su vida debidos a la enfermedad, as como si la manera en que se siente no le per-mite ocuparse adecuadamente de usted mismo. Aclare todas sus dudas respecto a sus medicamentos. Pngase metas a corto, mediano y lar-go plazo para que consiga desarrollar conocimientos, habilidades y/o acti-tudes favorables para el autocuidado de su enfermedad. Invite al familiar o amigo(a) que tenga mayor disposicin de ayudarle a que participe con usted en su nuevo estilo de vida saludable.Asegrese de que usted y su familiar o amigo(a) sepan qu hacer en caso de un descontrol severo de su azcar. Investigue si hay a su alrededor personas que vivan con diabetes y haga grupo con ellos. No tiene que hacer las cosas solo!CONOZCA LA INSULINA! Usted no est exento de que algn da tenga que utilizar la insulina, y no signi-!ca que su diabetes est peor o mejor, simplemente es otra terapia para contra-rrestar la enfermedad. La insulina es como una llave que abre las puertas de las clulas en los msculos, el tejido graso y el hgado, y permite la entrada del azcar a dichas clulas para que el cuerpo la procese y utilice en forma de energa en todos los rganos, evitando que el azcar en la sangre se eleve.Recuerde que tanto los medicamen-tos orales como la insulina solamente son un complemento de su tratamiento; debe seguir su dieta acorde a lo recomendado, y hacer por lo menos 30 minutos de ejer-cicio tres veces por semana.Conocer los tipos de insulina le acla-rar cmo funciona, e igualmente le ayu-dar a prevenir riesgos.Insulina de accin rpida. Se dispone de la insulina lispro (laboratorio Eli Lilly & Company) y la insulina aspart (laboratorio Novo Nordisk). Su accin inicia cinco mi-nutos despus de aplicar la inyeccin, y IMPORTANTE! RESPECTO A SU MEDICACIN: Tome sus pastillas en el horario y dosis que el mdico le seale para evitar una elevacin de su azcar. Tenga mucho cuidado de no tomar una doble dosis por olvido o por querer compensar alguna situacin. No se automedique, esto le puede ocasionar una baja de azcar o hipoglucemia. Tenga en cuenta que tomar sus pastillas en ayunas, podra ocasionarle una baja de azcar. Si observa que despus de un tiempo, aunque toma sus pastillas persiste un descontrol del azcar, comunquelo al profesional de salud; es probable que le combine la pastilla con otra para mejorar los resultados, o incluso le cambie a un esquema de administracin de insulina.058 05904. TRATAMIENTO PARA LA DIABETES PATRICIA I. GMEZ AGUILAR Y GREVER MA. VILA SANSORESalcanza su mximo efecto a la hora. Acta por un perodo de dos a cuatro horas. Insulina simple o de accin corta (huma-na). Hace efecto despus de 30 minutos de haberse aplicado, alcanza su mximo efecto a las dos o tres horas, y perdura por un pe-rodo de tres a seis horas.Insulina de accin intermedia (humana). A diferencia de las anteriores, cuyo efecto inicia despus de unos minutos, sta re-quiere de dos a cuatro horas; su accin pico la alcanza a las cuatro o doce horas, y su efecto perdura un total de 12 a 18 horas.Insulina de accin prolongada (ultra-lenta). Su efecto inicia seis a 10 horas despus de la aplicacin, y es efectiva por un perodo de 20 a 24 horas.Insulina premezclada. Es til para aque-llos pacientes que tienen problemas de visin o de motricidad, y es muy conve-niente para aquellos cuya diabetes se ha estabilizado con esta combinacin.El control de la enfermedad est en sus manos, no deje que la diabetes sea una carga en su vida, aprenda a convivir con ella y evite las complicaciones. REFERENCIASAmerican Diabetes Association. Living with diabetes [en lnea] 2012 [10 de Septiembre del 2012]. Disponible en url: http://www.diabetes.org/American Diabetes Association. Standards of Medical Care in Diabetes 2012. Diabetes Care 2012; 35(1):11-63Carrasco E, Flores G, Glvez C, Miranda D, Prez ML, Rojas G. Manual para educadores en diabetes. Programa de educacin en diabetes. Santiago: Flip-Axis ltda. Edicin electrnica, Septiembre. 2007Diario O!cial de la Federacin (2010). Norma O!cial Mexicana NOM-015-SSA2-2010. Para la pre-vencin, tratamiendo y control de la Diabetes Mellitus.International Diabetes Federation. Diabetes Atlas [en lnea] 2011. Disponible en url: http://www.diabe-tesatlas.org/es/content/diabetesProchaska, JO, & Velicer WF. #e transtheoretical model of health behavior change.American Journal of Health Promotion 1997; 12, 38-48.Secretara de Salud. Protocolo de Psicologa para la Atencin de Pacientes con Enfermedades Crnicas: sobrepeso, riesgo cardiovascular y diabetes. Mxico: Secretara de Salud; 2008.Secretara de Salud. Manual 5 pasos. Mxico: Secretara de Salud; 2009.Secretara de Salud. Gua tcnica para capacitar al paciente con diabetes. Mxico: Secretara de Salud; 2001.La calidad de vida que desee para el futuro est en las decisiones que tome a partir de hoy.060 06105. EL EJERCICIO FSICO EN PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETES ANTONIO VICENTE YAM SOSA Y JULIA ALEJANDRA CANDILA CELIS 06105EL EJERCICIO FSICO EN PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETESAntonio Vicente Yam Sosa y Julia Alejandra Candila Celis SOY UNA PERSONA QUE VIVE CON DIABETES TIPO 2 Y QUIERO HACER EJERCICIO PERO NECESITO ALGUNAS RECOMENDACIONES. TODA PERSONA QUE VIVE CON DIABETES PUEDE HACER EJERCICIO FSICO?S, prcticamente todas las personas que viven con diabetes tipo 2 pueden ha-cer los ejercicios que presenta esta gua. Son muy pocos los motivos de salud para no hacerlos. En caso de alguna pregunta, no dude de hacrsela al equipo de profe-sionales del consultorio al que usted per-tenece, o bien a su mdico particular.062 06305. EL EJERCICIO FSICO EN PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETES ANTONIO VICENTE YAM SOSA Y JULIA ALEJANDRA CANDILA CELISEs posible que le examine el corazn y los pies para asegurarse de que usted no tenga problemas especiales, pero si tiene la presin arterial alta o problemas en los ojos, algunos ejercicios que implican le-vantar peso pueden ser peligrosos; en este caso, el equipo de profesionales de la salud a su alcance le ayudar a encontrar los ejercicios que no impliquen peligro.CULES SON LOS BENEFICIOS DEL EJERCICIO FSICO PARA EL CUIDADO DE MI SALUD?La actividad fsica y el ejercicio, especial-mente, es muy bene!cioso para las perso-nas con diabetes porque: Ayuda a que la insulina funcione mejor para reducir las cifras de glucosa en la sangre ya que al hacer ejercicio los msculos consumen ms glucosa con la ayuda de la insulina. Disminuye los niveles de triglicridos y colesterol. Disminuye la presin de la sangre, y esto es importante sobre todo para las personas que padecen de presin ar-terial alta. Es bueno para la salud del corazn y de los pulmones. Ayuda a desarrollar y mantener huesos, msculos y articulaciones sanas. Disminuye los trastornos digestivos, como por ejemplo, el estreimiento. Previene la osteoporosis.Disminuye las probabilidades de pade-cer cncer de colon. Ayuda a perder peso o a mantener el adecuado y, por consiguiente, evita el dolor de las rodillas. Aumenta su fuerza, resistencia y "exibilidad.Aumenta su energa y evita las cadas por prdida de equilibrio. Reduce el estrs, la ansiedad y los sen-timientos de soledad. La persona que hace ejercicio tiene la sensacin de salud y bienestar.Recuerde que la actividad fsica no tiene que ser intensa para percibir sus bene!-cios, y que cualquier actividad que lo haga moverse es un paso positivo.NUNCA EN MI VIDA HE HECHO EJERCICIO O HACE MS DE SEIS MESES QUE NO LO PRACTICO, CMO EMPIEZO PARA NO DAAR MI CUERPO? Lo primero que debe hacer es aumentar su actividad fsica rutinaria en la casa o fuera de ella. sta comienza cuando se levanta en la maana y contina conforme realiza su vida normal. Usted ya sabe que la actividad regular disminuye las cifras de glucosa y que ayuda al cuerpo a usar mejor la insulina; esto signi-!ca que est activo al menos 3 o 4 das cada semana, divididos durante toda la semana.Para aumentar su nivel de actividad fsica se le recomienda reconocer las situa-ciones en las que ya est activo con el !n de que, a partir de ahora, les dedique ms tiempo. Por ejemplo, si camina 15 minu-tos al da, aumente a 25 o 30 minutos. Tambin se le sugiere evitar las actividades que propician el sedentarismo. Vea las si-guiente tabla, le puede dar ideas.MENOS ACTIVIDADVER TELEVISIN SENTADO O ACOSTADOCONTRATAR A ALGUIEN PARA QUE LIMPIE LA CASAESPERAR A LOS NIOS EN LA CASA A QUE REGRESEN DE LA ESCUELALLEVAR EL AUTO A LAVARESPERAR SENTADO A ALGUIEN O ALGOCONTRATAR A ALGUIEN PARA QUE CORTE EL CSPEDTRABAJAR EN LA COMPUTADORALEERUSAR EL ASCENSORMAS ACTIVIDADESTAR DE PIE O CAMINAR MIENTRAS VE TELEVISINLIMPIE SU PROPIA CASA EN LA MEDIDA DE SUS POSIBILIDADESIR CAMINANDO POR LOS NIOS A LA HORA QUE SALEN DE LA ESCUELALAVAR USTED MISMO EL AUTOCAMINAR MIENTRAS ESPERACORTE EL CSPED USTED MISMOLEVANTARSE Y MOVERSE CADA 30 MINUTOSESCUCHAR UN AUDIO MIENTRAS CAMINAUSAR LAS ESCALERAS064 06505. EL EJERCICIO FSICO EN PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETES ANTONIO VICENTE YAM SOSA Y JULIA ALEJANDRA CANDILA CELISCMO HAGO EL CALENTAMIENTO PARA NO DAAR O LESIONAR MI CUERPO?El calentamiento inicia de la cabeza a los pies contando 10 repeticiones por cada parte del cuerpo, tal como muestra el si-guiente esquema. (Figura 5)Tambin puede hacer calentamiento con caminatas y estiramientos, principal-mente de aquellos msculos que se van a utilizar en la sesin de ejercicio.Consejos a tomar en cuenta Pida a un familiar o amigo que lo acompae. Determine qu das de la semana har actividad fsica. Haga actividad fsica en sus pausas. Tenga un plan alterno para los das con mal tiempo. Comparta la meta de actividad con alguien. Compare el efecto de la actividad fsica con sus niveles de azcar. CUL ES LA RUTINA DE EJERCICIO FSICO PARA M?Es importante que antes de iniciar el ejer-cicio fsico sepa y haga cada una de las partes de una sesin: calentamiento, parte principal y enfriamiento; hacerlas a conciencia evita lesionar o daar su cuer-po y mejorar la adaptacin del corazn. El dolor es una manera de saber que el cuerpo se ha daado.El calentamiento es la primera parte de la sesin de entrenamiento; permite que su cuerpo se cargue de energa al preparar su corazn, msculos y articulaciones, adems de producirle una sensacin de bienestar, comodidad y tranquilidad que le predispone e invita a un trabajo poste-rior ms intenso. Dedicarle de 5 a 10 mi-nutos (ver apartado de rutina). La segunda parte de la sesin es la princi-pal, y generalmente est diseada de ma-nera individual porque la rutina toma en cuenta la edad, el estado de salud y el nivel de acondicionamiento de cada persona, as como los objetivos que se pretenden lograr de acuerdo al programa establecido (vea el apartado de rutina). Dura entre 30 y 60 minutos. La tercera parte es el enfriamiento; su funcin es regresar progresivamente los latidos del corazn a su ritmo normal, y las respiraciones y los msculos a su esta-do de quietud. Incluye el siguiente orden de actividades: caminar, ejercicios de esti-ramiento o ejercicios rtmicos lentos. Tambin se pueden hacer los ejercicios de la primera fase, la de calentamiento. Debe durar entre 5 y10 minutos. 010414180902051510030619110716201208172113MOVIMIENTOS DE CABEZACALENTAMIENTOMOVIMIENTOS DE BRAZOS Y HOMBROSMOVIMIENTOS DEL TRONCOMOVIMIENTOS DEL TRONCOFIGURA 5. Ejercicios de calentamiento.066 06705. EL EJERCICIO FSICO EN PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETES ANTONIO VICENTE YAM SOSA Y JULIA ALEJANDRA CANDILA CELISCMO REALIZO LA PARTE PRINCIPAL DE LA RUTINA?La rutina que se presenta aqu est dise-ada para personas que viven con diabetes tipo 2, sin problemas del corazn y que tienen ms de 60 aos (aunque puede ser til para personas de menor edad), y tiene las siguientes caractersticas: Tipo de ejercicio: aerbico, fuerza, balance y "exibilidad. Frecuencia: realizar 4 das/semana. Duracin: minutos/das.Esta sesin de ejercicio fsico dura aproximadamente 30 minutos. Se recomienda aumentar de 3 a 5 mi-nutos por semana hasta llegar a 60 minutos por da. Intensidad: ligera, para pasar despus a un nivel de exigencia moderado.Modalidad: continua, porque se realiza en un solo momento del da, por ejemplo, inicia a las 06:00 de la tarde y termina a las 06:30 todos los das. FIGURA 6. Ejercicios de estiramiento. EJERCICIO 1.CABEZA01. Desde la posicin normal, llevar la cabeza hacia abajo y arriba sin hacer un movimiento exagerado hacia atrs. 10 veces.02. Girar la cabeza a ambos lados (dere-cha-izquierda) para trabajar los msculos rotatorios haciendo un li-gero alto al mirar al frente. 10 veces.03. Acercar la oreja derecha al hombro derecho y la oreja izquierda al hom-bro izquierdo, haciendo un ligero alto al centro. 10 veces.EJERCICIO 2. HOMBROS01. Llevar los hombros de arriba hacia abajo. Para trabajar los msculos de atrs de la cabeza. 10 veces. 02. Rotar el hombro derecho de atrs ha-cia adelante, como si hiciramos un crculo, luego el izquierdo. Alternados. 10 veces cada hombro.PUEDO REALIZAR MI SESIN DE EJERCICIO EN OTRA MODALIDAD?S puede y con los mismos bene!cios que la modalidad continua. Por pulso consiste en dividir la sesin en tres momentos: 10 minutos por la maana, 10 minutos por la tarde y 10, por la noche.BIEN, PUES A COMENZAR!Puede hacer la sesin sentado/a en una silla con respaldo para que le d soporte. Siga al pie de la letra cada una de las descripciones para evitar lesiones.ESTIRAMIENTOSRecuerde que el cuerpo tiene la capacidad de adaptarse al ejercicio de estiramiento y mientras ms se practique ms "exibilidad adquiere. (Figura 6)0103020405 06068 06905. EL EJERCICIO FSICO EN PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETES ANTONIO VICENTE YAM SOSA Y JULIA ALEJANDRA CANDILA CELIS03. Igual que el anterior, pero hacia atrs. 10 veces cada hombro.04. Llevar ambos hombros a la vez hacia adelante. 10 veces.05. Lo mismo que el anterior, pero giran-do los hombros hacia atrs. 10 veces.06. Elevar los brazos por encima de la ca-beza y aguantar 10 segundos arriba para trabajar la musculatura del hom-bro. 10 veces.07. Llevar los brazos levantados hacia atrs; primero el derecho y luego el izquierdo. 10 veces cada brazo.08. Llevar los brazos levantados de dere-cha a izquierda para trabajar la mus-culatura lateral de la espalda y los hombros. 10 veces.09. Manteniendo los brazos hacia arriba, doblamos los codos llevndolos hacia la nuca y volvemos a la posicin ini-cial para trabajar la parte trasera de los brazos. 10 veces.10. Estiramos los brazos a lo largo del cuerpo y los elevamos por arriba de la cabeza has-ta tocar las palmas de las manos, y luego regresar a la posicin inicial. 10 veces.11. Cerramos los brazos en cruz hasta tocar la palma de las manos, y regre-samos a la posicin inicial. 10 veces.12. Movimiento de remo hacia adelante. 10 veces.13. Igual que el anterior, pero mirando hacia atrs. 10 veces.14. Agarramos con las manos un pelota imaginaria y la llevamos desde las piernas hasta por encima de la cabeza. 10 veces.15. Con la misma pelota imaginaria hacemos una circunferencia hacia la derecha y regresamos por la izquierda. CON CUIDADO! 10 veces.16. Ahora, otra circunferencia, pero hacia la izquierda, regresando por la dere-cha. 10 veces.EJERCICIO 3. MANOS01. Con las manos rectas y las palmas ha-cia abajo movemos las muecas hacia arriba y hacia abajo. 10 veces arriba y abajo.02. Misma posicin que la anterior, lle-vamos las muecas hacia la derecha e izquierda. 10 veces a cada lado.03. Misma posicin giramos las muecas hacia arriba y hacia abajo. 10 veces arriba y abajo.04. Estiramos los brazos y giramos las muecas hacia adentro (como si bai-lara sevillano). 10 veces.05. Igual que el anterior, pero girando las muecas hacia fuera. 10 veces.06. Llevamos el pulgar de cada mano a los dedos de la otra mano, empezan-do por el ndice hasta terminar con el meique. 5 veces.07. Hacemos lo mismo que el anterior, slo que empezamos por el meique y terminamos con el pulgar. 5 veces.EJERCICIO 4. PIESTodos estos ejercicios se realizarn de pie y detrs de una silla01. Apoyarse en el respaldo de una silla con ambas manos y levantar los talo-nes del suelo. 10 veces.02. Bien agarrados de la silla, para no per-der el equilibrio, llevamos primero una rodilla hacia el techo y despus la otra. 10 veces con cada pierna.03. Misma posicin, separamos la pierna derecha del cuerpo lateralmente y la volvemos a juntar. Para fortalecer gl-teos y cadera. 10 veces.04. Igual que el anterior, pero con la pier-na izquierda. 10 veces.05. Llevamos la pierna derecha hacia atrs con la rodilla estirada. Se potencian los extensores de la cadera para estabilizar los msculos de la marcha. 10 veces.06. Igual que el anterior pero con la pier-na izquierda. 10 veces.070 07105. EL EJERCICIO FSICO EN PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETES ANTONIO VICENTE YAM SOSA Y JULIA ALEJANDRA CANDILA CELIS07. Nos agachamos doblando las rodillas con la columna lo ms recta posible. As fortalecemos la musculatura de la pier-na (cudriceps) que servirn para levan-tarse de un asiento sin problemas. 10 veces.08. Inclinamos el tronco hacia adelante y regresamos a la postura inicial. As se fortalece la musculatura de la colum-na. 10 veces.09. Con las manos en la cintura, hacemos 10 giros de derecha a izquierda. As aumentamos la elasticidad de la co-lumna vertebral. 10 giros.10. Inclinamos el tronco a cada lado al-ternando derecha-izquierda. 10 veces a cada lado.11. Movimiento de cadera mediante crculos concntricos en direccin a las manecillas del reloj. 10 veces.12. Igual al anterior, en direccin contraria a las manecillas del reloj. 10 veces.EJERCICIO 5. MIEMBROS INFERIORES01. Estando sentados bajamos el cuerpo llevando las manos hacia los pies. Este ejercicio "exibiliza toda la columna. 10 veces.02. Llevamos las rodillas hacia arriba al-ternativamente, primero la derecha y luego la izquierda. Para potenciar y movilizar la cadera. 10 veces con cada rodilla.03. Levantamos ambas rodillas a la vez. Es importante tener un apoyo para estabilizar los msculos de la columna y trabajar los msculos abdominales. Apyese en el respaldo de la silla. 10 veces.04. Con la pierna estirada levantamos el pie alternando la pierna derecha-iz-quierda. Con este ejercicio se trabajan los cudriceps. 10 veces con cada pierna.05. Igual que el anterior, pero levantando las dos piernas a la vez, sin que los pies toquen el piso. Recuerde sujetarse de la silla para estabilizar la columna. 10 veces.06. Hacemos un vaivn (tijeras) con las piernas estiradas alternndolas de arriba a abajo durante 10 segundos.07. Parecido al anterior pero cruzando las piernas de un lado al otro durante 10 segundos.08. Consiste en separar y estirar los pies con las piernas separadas. Se realiza para trabajar la musculatura interna y externa de los muslos. 10 veces.09. Sentados, estiramos las rodillas, se abren y cierran las piernas y luego las bajamos a la postura inicial. 10 veces.CMO REALIZO EL ENFRIAMIENTO SIN LESIONARME?Recuerde que el enfria-miento se realiza al final de la sesin de ejercicios para prevenir contracturas mus-culares y aumentar la elas-ticidad de los msculos.01. Estiramiento de pantorrilla (gemelos). Con la rodilla recta y la pierna estirada, apo-yamos la planta del pie contra la pared su-biendo la punta del pie lo ms alto que se pueda, y con el taln pegado al suelo nos inclinamos hacia la pared progresivamente para estirar la pantorrilla; la cadera y la colum-na deben estar bien rectas. Relaje la muscula-tura al terminar el estiramiento. Duracin: 24 segundos para cada pantorrilla.02. Estiramiento de la musculatura de la pierna (cudriceps). Con la mano derecha agarramos el pie derecho y lo llevamos ha-cia el glteo hasta que sintamos tensin en la parte delantera del muslo. La espalda y la cadera deben estar bien rectas. Cambiar luego hacia la pierna izquierda. Relajar la musculatura de los cudriceps una vez ter-minados los estiramientos. 24 segundos.03. Estiramiento de la musculatura de los antebrazos. Parado frente la pared ponga las palmas de las manos hacia abajo con los codos bien estirados, y en direc-cin perpendicular al pecho empujamos el cuerpo contra la pared, retirando sua-vemente y relajando la musculatura del antebrazo una vez terminado el estira-miento. Duracin: 24 segundos.072 07305. EL EJERCICIO FSICO EN PERSONAS QUE VIVEN CON DIABETES ANTONIO VICENTE YAM SOSA Y JULIA ALEJANDRA CANDILA CELISCULES SON LAS CAUSAS MS COMUNES DE LESIN?Calentamiento previo insu!ciente.Enfriamiento insu!ciente.No hacer estiramientos antes y des-pus del ejercicio.Hacer ms ejercicio de lo programado o acostumbrado (sobreentrenamiento). Falta de reposo.Cuando exista alguna lesin hay que sus-pender el ejercicio.POR LTIMO, CONSIDERE ESTAS RECOMENDACIONES:Utilizar zapatos adecuados de tacn bajo o tenis que cubran todo el pie.Revisar los pies antes y despus de la sesin.Usar calcetines de algodn o polister.Evite hacer ejercicio cuando el clima sea extremadamente caliente o fro. Beber su!cientes lquidos durante el da.Llevar identi!cacin con su nombre, direccin, telfono y que diga que vive con diabetes tipo 2.REFERENCIASACSMs Guidelines for exercise testing and prescription, 8th ed. EE.UU: Lippincott Williams and Wilkins; 2009.Department of health and human services. National Institutes of Health y National institute of diabetes and digestive and kidney diseases. Guide for people withdiabetes: Type 1 y Type 2. National diabetes information clearinghouse, 2013: 13:4016's.Gonzlez-Chvez A, Becerra-Prez AR, Carmona-Sols FK, Cerezo-Goiz MIA, Hernndez-y-Hernndez H, Lara-Esqueda A. Ejercicio fsico. Revista Mexicana de Cardiologa. 2001. 12(4):168-180.International diabetes center. Diabetes tipo 2: aspectos bsicos (versin espaol). 3 Ed. E.U: Park Nicollet, 2010. Mazze R, Strok E, Simonson G, Kendall D, Cuddihy R y Rodrguez Saldaa J. Manejo de la diabetes por etapas. Gua rpida, 5 Ed. International diabetes center, Minnesota: Park Nicollet, 2012.OPS y Caja Costarricense de Seguro Social. Gua para la atencin de las personas diabticas tipo 2. 2 Ed. Costa Rica, 2007.Snchez Muoz V. Estrategias para incrementar la actividad fsica en individuos con Diabetes. Ponencia presentad en el segundo congreso internacional de educadores en diabetes. Mxico: Universidad la Salle Pachuca Hidalgo, del 28 y 29 de septiembre de 2012. http:www/diabeteseducador.org/_re-sources/pdf/core_concepts/v.sanchez.pdf074 07506. DIABETES Y EMBARAZO DORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTE06DIABETESY EMBARAZODoris Pinto Escalante y Ma. Guadalupe Garca EscalanteLa glucosa se eleva para proporcionar este nutriente a la madre y al feto al mismo tiempo, manteniendo los niveles normales. Durante el perodo de gestacin, la diabetes podra presentarse de las si-guientes formas:Si haba diagnstico antes de quedar embarazada. Se puede diagnosticar durante la gestacin. La desarrolla durante la gestacinQU PASA SI TENGO DIABETES Y ME EMBARAZO?COMPLICACIONES DE LA DIABETES DIAGNOSTICADA PREVIAMENTE AL PERODO GESTACIONALLas personas con diagnstico de diabetes antes del embarazo pueden acelerar el desarrollo de las complicaciones propias de esta enfermedad, como la retinopata y El embarazo es una condicin especial de la mujer en la que el organismo se adapta para alimentar al feto y permi-tir su crecimiento y desarrollo. Estos cambios estn controlados por hormo-nas que aumentan el nivel de glucosa en la sangre.076 07706. DIABETES Y EMBARAZO DORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTEla nefropata. Igualmente, a ellas se les pre-sentan con mayor facilidad algunas com-plicaciones de la maternidad que suelen aparecer durante cualquier embarazo: Presin arterial alta inducida por el embarazo. Pre-eclampsia.Complicaciones sanguneas (destruc-cin de glbulos rojos y disminucin de plaquetas). Alteraciones de las enzimas del hgado. Hipoglucemia (disminucin del az-car de la sangre). Asimismo, es ms alta la posibilidad de que el embarazo se resuelva por medio de cesrea.Como resultado de la diabetes durante la gestacin tambin pueden ocurrir altera-ciones en el crecimiento y desarrollo fetal.QU ES LA DIABETES GESTACIONAL?DIABETES DIAGNOSTICADA DURANTE EL EMBARAZO VS DIABETES GESTACIONALSi el diagnstico de la diabetes se hace durante el perodo de la gestacin, se dice que es una diabetes gestacional. Puede ser que la embarazada ya tuviera diabetes pero sin habrsela diagnosticado, o que la desarrolle durante el perodo del embarazo. En general, podra considerarse que si el diagnstico de la diabetes gesta-cional se hizo antes de la semana 24 de gestacin, la enfermedad exista antes del embarazo sin haberse diagnosticado. El trmino diabetes gestacional se re!ere ms comnmente a la enfermedad que aparece tpicamente en el ltimo tri-mestre del embarazo. La deteccin de la diabetes gestacional se hace entre las se-manas 24 y 28 del embarazo.La diabetes gestacional ocurre cuando hay resistencia a la insulina, como resul-tado de no controlar la ganancia del peso y las cantidades de glucosa, por lo tanto, se puede detectar hiperglucemia o la ele-vacin anormal de la glucosa.A CUALQUIER MUJER SE LE PUEDE DESARROLLAR LA DIABETES DURANTE EL EMBARAZO?FACTORES COMUNES Y DE RIESGO PARA EL DESARROLLO DE LA DIABETES GESTACIONALDebido a los ajustes del cuerpo durante el embarazo, la diabetes gestacional es una posibilidad que debe tomarse en cuenta. La placenta, el vnculo entre la madre y el feto, produce varias hormonas que fun-cionan de forma opuesta al efecto de la insulina, y condicionan que aumente el nivel de la glucosa en la sangre. En la diabetes gestacional es comn que no falte la insulina, es ms bien un impedimento para que funcione de forma adecuada como consecuencia de las otras hormonas producidas durante el embara-zo. En condiciones normales, el organis-mo se adapta a estas otras hormonas pro-duciendo mayor cantidad de insulina, pero cuando esto no ocurre, aparece la diabetes gestacional.Otra situacin que se presenta y con-tribuye a este riesgo es el incremento nor-mal de peso durante el embarazo. Entre las consecuencias de un aumento muy grande de peso durante el embarazo est la de tener mayor probabilidad de desa-rrollar diabetes gestacional. Por eso debe cuidarse, especialmente, el hecho de mantener el peso dentro de los valores recomendados. En sntesis, los dos factores comunes, en cualquier embarazo, que predisponen al desarrollo de la diabetes son: Resistencia a la insulina por efecto de otras hormonas producidas durante la gestacin. Incremento de peso.078 07906. DIABETES Y EMBARAZO DORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTELa diabetes gestacional no tiene una sintomatologa clara; sin embargo, deben considerarse y analizarse situaciones par-ticulares en toda mujer que pretenda em-barazarse o que ya est embarazada para prevenir factores de riesgo:Tener historial familiar de diabetes.Ser mayor de 30 aos.Tener sobrepeso u obesidad.Pertenecer a algn grupo tnico iden-ti!cado con frecuencia alta de diabe-tes (ejemplo amerindio).Haber tenido un embarazo en el que se desarroll la diabetes gestacional.Haber tenido hijos que hayan pesado 4 o ms kilos al nacer.Uso de medicamentos que eleven la glucosa en la sangre o con accin hi-perglucemiante (ejemplo: cortisona).Haber tenido ms de un parto.Intolerancia a los carbohidratos.Resistencia a la insulina.Sedentarismo.Tabaquismo. Bajo peso al nacer.Todas las mujeres que presenten alguno de estos factores de riesgo deberan ser so-metidas a un examen diagnstico.HAY ALGUNA PRUEBA DE LABORATORIO QUE INDIQUE LA PRESENCIA DE LA DIABETES GESTACIONAL?DIAGNSTICO DE LA DIABETES GESTACIONALEl diagnstico se lleva a cabo con una prueba en el laboratorio que se llama Curva de Tolerancia Oral a la Glucosa. Para realizarla, a la mujer que se encuentra entre las semanas 24 y 28 (5 a 6 mes) del embarazo, se le da un vaso con una carga de 100 g de un azcar especial du-rante tres horas y se mide en varias ocasio-nes la cantidad de azcar que tiene en la sangre. Cuando hay dos o ms valores alterados, el resultado es un diagnstico positivo. CMO SE TRATA LA DIABETES GESTACIONAL?La diabetes gestacional es controlable. Es bsico que la embarazada se alimente de manera saludable y se mantenga activa. De hecho, se le recomienda caminar: el objetivo es levantarse y moverse. Igualmente es recomendable que ha-ble con su mdico y con un nutrilogo acerca de cmo crear un plan de ejercicios y de comidas que le funcionen. El plan de la comida es una gua para vigilar el tamao de la porcin, la variedad de alimentos, incluyendo frutas, vegetales y granos enteros. Igualmente, el mdico le puede decir cul es el aumento de peso que se considera adecuado.En algunas ocasiones, adems de se-guir una dieta apropiada es necesario usar insulina. La respuesta, o falta de respuesta, a la dieta para mantener la glucosa en nivel normal es lo que determina que se requie-ra de insulina para tener un control adecuado. Deben vigilarse la dosis de insulina y la concentracin de azcar de la sangre ya que pueden causar que el azcar baje a una cantidad menor comparada con la normal, a esto se llama hipoglucemia. La persona con hipoglucemia puede sentir mareo, sudor, confunsin, temblores, hambre y debilidad. En esos casos se re-comienda comer o beber algo con azcar de inmediato, se sugieren dulces, choco-late o jugos.La importancia de mantener el peso normal durante las semanas de gestacin y tener un buen control de la glucosa con-siste en evitar complicaciones para la ma-dre y proteger al beb.QU LES PUEDE PASAR A LA MAM Y AL BEB?La diabetes gestacional puede repercutir en efectos adversos o complicaciones para la mam y el beb, por ejemplo:Complicaciones en el parto.Riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 materna.Muerte perinatal.Un crecimiento muy grande del beb (Macrosoma), de 4 kilos o mayor, lo que propicia realizar cesrea.Malformaciones congnitas diversas.Falta de maduracin de los pulmones, lo cual puede ocasionar problemas respiratorios.080 08106. DIABETES Y EMBARAZO DORIS PINTO ESCALANTE Y MA. GUADALUPE GARCA ESCALANTEGlucosa baja en el beb.Calcio bajo.Ictericia (color amarillo).Riesgo para desarrollar diabetes tipo 2 fetal.Las consecuencias para el beb se minimi-zan con el control de la glucosa materna.QU PUEDO HACER ANTES DE QUEDAR EMBARAZADA PARA DISMINUIR EL RIESGO DE DESARROLLAR DIABETES GESTACIONAL?MEDIDAS PREVENTIVAS ANTES DEL EMBARAZOLa planeacin del embarazo permite ana-lizar si una persona tiene factores de riesgo (ver arriba). En este caso, deben realizarse las acciones para disminuir los factores de riesgo. Por ejemplo, si no sabe si tiene dia-betes, hgase anlisis de glucosa. En caso de tener sobrepeso u obesidad, puede lle-gar a su peso normal antes del embarazo. Asimismo, si toma algn medicamento que aumente la insulina, termine o susti-tuya la terapia, de ser posible, antes del embarazo.En resumen, las acciones de autocuidado son:Deteccin de la glucosa sangunea.Peso.Ingesta de medicamentos.MEDIDAS PREVENTIVAS DURANTE EL EMBARAZOEs importante poner atencin especial a las acciones educativas y al control prena-tal, junto con el autocuidado para la de-teccin temprana y el tratamiento opor-tuno de la diabetes gestacional. FIGURA 7. Diabetes y embarazo. 082 06. DIABETES Y EMBARAZOSI YA ESTOY EMBARAZADA, CMO PUEDO EVITAR EL DAO OCASIONADO POR LA DIABETES? Probablemente lo ms importante es lo-grar un buen control metablico, y ste depender del resultado de las valoracio-nes mdicas. Un mal control metablico in"uir negativamente tanto para la ma-dre como para el beb. Sin embargo, debe saber que una mujer con diabetes gesta-cional puede tener bebs saludables.DESPUS DEL NACIMIENTO DEL BEB, QU PASA CON LA MAM QUE TUVO DIABETES GESTACIONAL? En estos casos, si la diabetes inici en este perodo, las situaciones que se presentan despus del embarazo son:Se vuelva a la normalidad, o sea, sin diabetes. Tentativamente reaparecer la diabetes gestacional en otros embarazos.La diabetes se queda de forma permanente.Susceptibilidad para desarrollar diabetes tipo 2 en algn perodo posterior de la vida.El hecho de que se presente la diabe-tes gestacional es motivo para mantenerse en alerta ante la posibilidad de que poste-riormente aparezca la diabetes tipo 2. Por lo tanto, los hbitos de alimentacin y ejercicio, junto con las detecciones de las concentraciones de la glucosa en la sangre y la vigilancia mdica, deben hacerse des-pus de que concluya el embarazo.Aproximadamente, 60 de cada 100 personas que tuvieron diabetes gestacional pueden tener diabetes tipo 2 despus de cinco a 16 aos del embarazo.El riesgo se incrementa principalmen-te si son obesas, el diagnstico se estable-ci en etapas tempranas del embarazo y tambin si la hiperglucemia fue muy elevada.La buena noticia es que se puede re-ducir el riesgo manteniendo un peso ade-cuado, con una dieta saludable, haciendo actividad fsica y vigilando las concentra-ciones de la glucosa regularmente.REFERENCIASBuchanan TA y Xiang AH. Gestational Diabetes Mellitus. J Clin Invest 2005;115:3, 485.Buchanan TA, Xiang A, Kjos SL y Watanabe R. What is gestational diabetes? Diabetes Care 2007;30 Suppl 2, S105.Vambergue A. Pathophysiology of gestational diabetes. J Gynecol Obstet Biol Reprod 2002; 31 Suppl 6, 4S3.Dorantes Cullar AY, Martnez Sibaja C, Guzmn Blanno A. Endocrinologa Clnica. El Manual Moderno 3a. Edicin, Mxico, 2004.Secretara de Salud. Para la prevencin, tratamiento y control de la diabetes mellitus. NOM-015-SSA2-2007. Mxico: Secretara de Salud; 2007.PATRICIA ISOLINA DEL S. GMEZ AGUILAR, DIEGO ANTONIO GUERRERO PECH Y ALEXA GABRIELA CASTILLO PACHECO084 08507. DIABETES, MITOS Y BARRERAS07DIABETES,MITOS Y BARRERASPatricia Isolina del S. Gmez Aguilar, Diego Antonio Guerrero Pech y Alexa Gabriela Castillo PachecoLas creencias, los mitos y las barreras tienen un gran valor en la forma de pensar, de percibir y de actuar de una persona con Diabetes Mellitus tipo 2 (DM2). Muchas creencias sobre trata-mientos, el consumo de alimentos o preparaciones con hierbas, ejercicios para personas con diabetes, etc., sur-gen de la cultura de la comunidad, se fundan en la tradicin y se transmiten a travs de generaciones. Es decir, la cultura de la que formamos parte in"uye en nuestra conducta, y esto signi!ca que seguimos las tradiciones de la comunidad, e igualmente nos identi!ca-mos con los conocimientos que se reciben de nuestros ancestros. En el caso de la dia-betes, estas creencias deben manejarse con cuidado porque podran tener implicacio-nes serias en la salud de las personas con este padecimiento.Las creencias populares sustituan al saber cient!co y actuaban como medio para transmitir la experiencia acumulada durante siglos, fortaleza de nuestras cul-turas ancestrales. Algunas de estas creen-cias partan de la experiencia y el saber profundos pero otras eran resultado de suposiciones, por lo tanto, muy riesgosas para la salud. En este sentido es importan-te de!nir qu es un mito, cules son las PATRICIA ISOLINA DEL S. GMEZ AGUILAR, DIEGO ANTONIO GUERRERO PECH Y ALEXA GABRIELA CASTILLO PACHECO086 08707. DIABETES, MITOS Y BARRERASbarreras que giran en torno a la DM2, y tambin identi!car los bene!cios que re-presentan algunas creencias. Por otra par-te, es necesario establecer las medidas es-pec!cas par prevenir la DM2 en personas con factores de riesgo importantes y me-jorar la calidad de vida de las personas que ya la padecen a travs de la terapia cogni-tivo-conductual y el modelo ABC, que aqu se explican posteriormente, y cuyo objetivo es erradicar pensamientos nega-tivos o errneos.QU ES UN MITO? La palabra mito proviene del griego my-thos, que signi!ca palabra o historia. Un mito no tiene el mismo signi!cado para todos; en consecuencia, puede generar ambigedad o contradiccin; no tiene porqu transmitir un mensaje nico, claro y coherente. El mito y las tradiciones mticas son fenmenos sociales que a veces derivan de leyendas, cuentos, historias o creencias reli-giosas, y estos conocimientos, generalmen-te, tienen un origen antiguo, de tal forma que resulta imposible comprobarlos. El mito puede ser, tambin, una creen-cia establecida a travs de varias generaciones con relacin a ciertos hechos improbables y sorprendentes que alguien toma por verda-deros, aun cuando no se pueden veri!car objetivamente.Si tomamos en cuenta que la manera de manejar la salud forma parte de nuestra cultura, reconoceremos ciertos mitos que giran en torno a las enfermedades, y en par-ticular sobre la diabetes. Acerca de los tra-tamientos maravillosos, buensimos o efec-tivos de los que nos hablan y los productos o alimentos mgicos, debemos preguntar al mdico si son realmente efectivos. Como pacientes, debemos consumir nicamente aquellos medicamentos recomendados y sustentados por profesionales de la salud. QU BARRERAS SE PUEDEN ENCONTRAR EN LA DIABETES? Estas barreras se re!eren a los obstculos y bloqueos que impiden emprender una conducta.Las barreras percibidas se clasi!can en estructurales y personales. Las barreras estructurales son in-"uencias del medio externo que afectan la habilidad de una persona para ejercitarse; incluyen carencia de tiempo, responsabi-lidades familiares o de apoyo social, falta de accesibilidad o disponibilidad de ins-talaciones para ejercicios y altos costos, mientras que las barreras personales son aquellos factores relacionados con los in-dividuos mismos, e incluyen carencia de energa, motivacin o necesidad y razones de salud.Las barreras ms frecuentes percibidas por las personas que padecen DM2 inclu-yen: distancia, costos, transportacin, ho-rario de citas, relaciones interpersonales y abastecimiento de medicamentos.Para romper mis barreras es impor-tante identi!car y disminuir cada una de ellas y distinguir los mitos y las realidades acerca de la diabetes, y al respecto es de gran ayuda la asesora de los profesionales Recuerda:No hay cura mgica para la diabetesMITO REALIDADFIGURA 8. Mito o realidad para curar la diabetes.No existen licuados mgicos para curar la diabetes y bajar de peso; estos tienen muchas caloras por lo que se podra aumentar de pesoProductos, medicamentos o alimentos mgicos.Cura la diabetes y baja de peso!!PATRICIA ISOLINA DEL S. GMEZ AGUILAR, DIEGO ANTONIO GUERRERO PECH Y ALEXA GABRIELA CASTILLO PACHECO088 08907. DIABETES, MITOS Y BARRERASocupacional del paciente. Sin embargo, lo que las personas con DM2 no deben olvi-dar es:Evitar o moderar el consumo de azcar (se sugiere usar sustitutos).Evitar las grasas de origen animal.Evitar el consumo de bebidas alcohlicas (si consume, llevar el control de caloras).Comer a la hora indicada.Respetar la cantidad de comidas recomendadas (de 4 a 6 por da).Que la alimentacin prescrita sea equilibrada, variada y atractiva.EJERCICIOEl ejercicio habitual forma parte de un estilo de vida saludable. En las personas con DM2, la actividad fsica ayuda a con-trolar los niveles de glucosa en la sangre. El mejor ejercicio es el que se practica re-gularmente (todos los das y a la misma hora, si es posible) y considera su condi-cin fsica, la edad y el tipo de medica-cin, evitando los excesos.POR QU DEBO ESTAR INFORMADO?La educacin en la DM2 est dirigida a tres grupos principales: la poblacin sana para detectar factores de riesgo importantes y saber evitarlos. la poblacin con factores de riesgo, para la prevencin y el tratamiento oportuno. personas que padecen DM2 para mejorar su calidad de vida y disminuir el tiempo de aparicin de complicaciones. La educacin para la salud y para aprender a vivir con DM2 son la base estratgica, siem-pre que informe, motive, modi!que actitu-des y ayude a la poblacin a adoptar y con-servar prcticas y estilos de vida saludables. Saber lo ms posible sobre la diabetes es vital para su prevencin y tratamiento, y tambin es vital acudir al mdico regu-larmente, mantener relacin constante con el equipo mdico y ser responsable de su propio cuidado, solamente as se cum-plirn las metas esenciales: prevenir, diag-nosticar oportunamente y alcanzar un mayor apego al tratamiento.de la salud y el apoyo de la familia. La !-nalidad es que la persona que vive con diabetes experimente un cambio positivo sobre lo que hace, piensa y siente y as mejorar su calidad de vida.En conclusin, es muy importante aprender de los profesionales de la salud y saber o investigar los antecedentes fami-liares de DM2 para prevenir o alargar el tiempo antes de padecer la enfermedad, as como aceptarla como parte de nuestra vida y aprender a vivir con ella para tener una mejor calidad de vida.QU PUEDO HACER PARA PREVENIR LA DIABETES MELLITUS TIPO 2? Las medidas para prevenir la DM2 y su manejo adecuado se basan en cuatro pila-res bsicos que deben estar en equilibrio: Educacin Cambios en el estilo de vida Autocontrol Apego al tratamiento farmacolgico ESTILO DE VIDA SALUDABLEEstilo de vida saludable se re!ere a los hbi-tos de vida que favorecen tener buena salud. Incluyen alimentacin adecuada, prctica habitual de ejercicio, el disfrute del tiempo libre y mantener la autoestima alta, entre otros. Cuando el estilo de vida es saludable, se evita, o al menos se retrasa, la aparicin de DM2 en individuos sanos, ya sea que tengan o no riesgo alto para desarrollarla.OBJETIVOS DE UNA DIETA ADECUADA: Mantener una nutricin equilibrada y un peso normal. Regular los niveles de azcar en la sangre. Controlar el nivel de lpidos y la pre-sin arterial para evitar posibles complicaciones. Los encargados de elaborar el plan dietti-co personalizado son los profesionales de la salud (mdicos, enfermeros, educadores, nutrilogos), quienes considerarn, en cada caso, el tipo de diabetes de que se tra-te, as como la edad, el peso y la actividad PATRICIA ISOLINA DEL S. GMEZ AGUILAR, DIEGO ANTONIO GUERRERO PECH Y ALEXA GABRIELA CASTILLO PACHECO090 09107. DIABETES, MITOS Y BARRERASCMO INFLUYEN LAS EMOCIONES EN MI AUTOCUIDADO? En la mayora de las personas que padecen diabetes se observan patrones conductua-les desordenados, principalmente barre-ras, por ejemplo en la alimentacin y la escasa actividad fsica, pero tambin en el desorden de su medicacin, quiz por los costos elevados de los medicamentos, as como la in"uencia de los mitos al respec-to, todo lo cual afecta un control e!ciente de los niveles de glucosa. Aunado a lo an-terior, frecuentemente el paciente presenta problemas emocionales, ante todo una autoestima baja, lo que empeora la salud, en general, y conduce a una mala calidad de vida a largo plazo. Modi!car la conducta as como me-jorar la autoestima de una persona con DM2 es un proceso complejo; de hecho, para ayudar a una persona se requiere una intervencin seria y consejos individuali-zados, adems de apoyo constante para conseguir la motivacin para establecer objetivos y plani!car acciones que superen los contratiempos.El Autocontrol de la persona con diabetes consiste en que el propio paciente se haga una serie de anlisis y reconoci-mientos sencillos. El objetivo es conseguir que los niveles de azcar en la sangre estn lo ms cerca posible de lo normal y man-tenerlos as el mayor tiempo posible, aun-que no sea fcil. Para esto hay una amplia gama de instrumentos y tcnicas que pue-den aplicarse en cualquier lugar y momen-to. El mdico, por supuesto, aconsejar los tiempos adecuados y programar la fre-cuencia y los horarios ms oportunos para realizar el anlisis.QU ES ADHERENCIA AL TRATAMIENTO FARMACOLGICO?El tratamiento farmacolgico de las per-sonas con DM2 debe ser individualizado, oportuno y constante. Su xito est basa-do en el empoderamiento y en las acciones que el paciente tome al respecto de su enfermedad. El manejo del tratamiento es responsabilidad de cada persona, aunque se requiere contar con un mdico que pro-porcione las indicaciones y la orientacin adecuadas, y tambin le aclare los mitos en torno al tratamiento.Los bene!cios de los pilares bsicos mencionados son: ayudan a prevenir la aparicin de la DM2 o retrasar el inicio del tratamiento farmacolgico, mejorar la calidad de vida y disminuir o eliminar la aparicin de las complicaciones.MODELOS ABC PARA MODIFICAR PENSAMIENTOS, SENTIMIENTOS Y CONDUCTASEl pensamiento, los sentimientos o emo-ciones y la conducta son tres aspectos psicolgicos ntimamente relacionados, y al cambiar uno se modi!carn los otros dos.El pensamiento es el determinante ms importante de las emociones. Aunque los hechos externos, actuales o pasados, in"uyen en las emociones, no son su cau-sa. Son nuestras percepciones y las evalua-ciones de esos hechos externos los que in"uyen directamente en nuestra respues-ta emocional. En la DM2 los pensamientos pueden in-"uir en: el cuerpo (sntomas !siolgicos: au-mento de la frecuencia cardiaca, pre-sin arterial, sudoracin, dolor, ten-sin muscular). las acciones o conductas (comer cosas prohibidas, tener conductas de riesgo para la salud). el estado de nimo (estrs, ansiedad, depresin, tristeza, angustia, ira, mie-do, etc.).Por ejemplo, cuando una persona es diag-nosticada con DM2, la noticia le produce emociones negativas y fuerte tendencia a preocupaciones de todo lo que puede pa-sar; esto se traduce en enojo, frustracin, culpa, tristeza, desesperacin y un inade-cuado manejo del estrs, con lo cual au-menta la cantidad de azcar en la sangre. Este ejemplo demuestra el poder de los pensamientos sobre uno mismo.Los individuos construyen su propio mundo. Lo que creen en relacin a s mis-mos determina sus emociones y conduc-tas. Existe, pues, una fuerte relacin entre los pensamientos y los sentimientos. A lo largo de la infancia las personas con!guran sus esquemas cognitivos b-sicos, es decir, los sistemas de creencias a travs de los cuales interpretan la realidad PATRICIA ISOLINA DEL S. GMEZ AGUILAR, DIEGO ANTONIO GUERRERO PECH Y ALEXA GABRIELA CASTILLO PACHECO092 09307. DIABETES, MITOS Y BARRERASque les rodea y su conducta: la conviven-cia en la escuela, en la familia, con los amigos y, en general, con el entorno so-cial). Estas creencias son la base de toda una serie de pensamientos automticos irracionales, de distorsiones cognitivas que actan como un !ltro. Por ejemplo, si toda mi vida he pensado que no valgo lo su!ciente (esquema cognitivo bsico), es fcil que ante una situacin determinada, como ser despedido del trabajo, se active una serie de pensamientos, tales como: nunca ms voy a encontrar empleo (dis-torsin cognitiva), lo cual me puede hacer sentir terriblemente mal.Otro ejemplo sera que las personas con DM2 piensen que van a perder la vis-ta por culpa de la DM2 (esquema cog-nitivo bsico), precisamente, y en esta si-tuacin si se presentan alteraciones de la vista por alguna otra razn, crean en ese momento que nunca ms van a poder ver.PARA QU ME PUEDE SERVIR LA TERAPIA COGNITIVO CONDUCTUAL?La terapia cognitivo conductual permite entender cmo piensa uno acerca de s mismo, de otras personas y del mundo que lo rodea, y cmo lo que uno hace afec-ta sus pensamientos y sentimientos. Se enfoca en modi!car comportamientos y pensamientos a travs de las percepciones y experiencias del individuo porque stos determinan los sentimientos y su conduc-ta. Su objetivo es aprender a reconocer y cambiar los patrones cognitivos que pro-ducen ideas y conductas desadaptadas.La terapia cognitivo-conductual no pretende que vivamos en un mundo sin emociones, sino que encontremos la dife-rencia entre un pensamiento racional y otro que no lo es. Para llevar a cabo la terapia cognitivo-conductual, Albert Ellis y Aaron Beck desarrollaron el modelo ABC, una herramienta cuyas siglas en in-gls signi!can: A. Adversity (adversidad)B. Beliefs (creencias)C. Consequences (consecuencias) La adversidad es el hecho en s que nos hace sentir mal: un evento negativo. Las creencias son nuestros pensamientos acer-ca de ese hecho, y las consecuencias, las emociones y acciones posteriores al hecho. Por ejemplo, una joven puede sentirse muy mal porque su novio no la llam a la hora que le haba prometido (adversidad). Comienza a pensar que es porque l ya no la quiere lo su!ciente (creencia) y, por lo tanto, se siente muy mal, se enoja y siente que no es importante (consecuencias). Y este ejemplo podra interpretarse como una exageracin, un pensamiento err-neo, irracional.Un ejemplo tpico de cmo se sienten algunas personas con DM2 enfrentndose a la dura realidad del autocontrol, sobre todo cuando manejan con di!cultad la afeccin a pesar de toda su buena inten-cin. Del pensamiento: Haga lo que haga, seguir teniendo complicaciones. Con la terapia cognitivo-conductual es posible escapar a estos sentimientos nega-tivos y ganar con!anza renovada en la propia capacidad de controlar la diabetes y en el impacto positivo del tratamiento sobre el propio bienestar.La terapia cognitivo-conductual es especialmente til para personas con pa-decimientos crnicos. Entre los bene!cios para las personas con diabetes se puede mencionar: 01. Ayuda a tratar los sntomas psicol-gicos que acompaan una condicin cr-nica o agravada como resultado del estrs asociado. 02. Direcciona los problemas prcticos que nicamente los pacientes enfrentan. 03. Previene aquellos comportamientos que han tenido consecuencias negativas.04. Empodera al paciente para que se res-ponsabilice de su propia salud. 05. Disminuye la dependencia de la aten-cin mdica. 06. Mejora la funcin inmune a travs del manejo del estrs. 07. Reduce los gastos de salud del pacien-te relacionados con sntomas somticos de ansiedad o interpretaciones de sntomas menores con problemas graves, as como la sobremedicacin.QU SON LOS PENSAMIENTOS ERRNEOS Y PUEDO MODIFICARLOS? Los componentes de la conducta humana incluyen: emociones, conocimientos y PATRICIA ISOLINA DEL S. GMEZ AGUILAR, DIEGO ANTONIO GUERRERO PECH Y ALEXA GABRIELA CASTILLO PACHECO094 09507. DIABETES, MITOS Y BARRERASconducta. A la forma funcional y prctica de pensar y evaluar lo que nos sucede, Albert Ellis lo llama pensamiento racio-nal, y a la forma contraria, es decir, cuan-do nos comportamos de una forma poco funcional y prctica debido a la evaluacin equivocada que damos a los hechos, le lla-ma pensamiento irracional.Las personas tendemos a percibir es-tmulos del mundo interno y externo que el cerebro interpreta de manera positiva o negativa. Estas interpretaciones dependen de las emociones que sentimos y los com-portamientos que presentamos. De las interpretaciones negativas que hacemos se desencadenan las creencias irracionales, las cuales causan problemas conductuales o emocionales, como por ejemplo: di!cul-tad para las relaciones interpersonales y emociones estresantes, como la ira, la an-gustia, la ansiedad, etc. Las emociones: expresiones interper-sonales o sociales de sentimientos tales como el temor, el enojo, la pena, el placer, la tristeza, la rabia, la alegra o estado de alarma son aprendidos e involucran reac-ciones !siolgicas.Los pensamientos errneos son aquellos pensamientos y sentimientos que nos hacen dao y que no corresponden con la justa realidad que los produce y aparecen de forma constante u obsesiva; ejemplo:Los pensamientos errneos hay que conocerlos y aprender a manejarlos porque implican mayores problemas de trastornos de comportamiento o conducta. Tener pensamientos negativos di!cul-ta nuestra forma de sentir y, sobre todo, puede determinar que actuemos de forma negativa. Cuando la gente es negativa pierde la capacidad de apreciar el lado bueno de la vida, lo cual repercute tanto en la persona como en quienes le rodean.QU PUEDO HACER PARA EVITAR LOS PENSAMIENTOS NEGATIVOS? 1. Identi!carlos. Reconocer que existen es importante para evitar reaccionar de forma mecnica o automtica. Por ejem-plo: reaccionar con agresividad en un am-biente familiar agresivo. SITUACINO PROBLEMAFu al mdico y me diagnosticaron diabetes.QU PENS?Es una maldicinEs un castigoLa vida ya no vale nadaMe voy a quedar sin dineroQU SENT?EnojoTristezaMiedoCMO REACCIONMI CUERPO?Dolor de cabezaQU HICE?(CONDUCTAS)DiscutLlorFumDormbla, bla, bla..."#$%&...Estamos a dieta de pensamientos malos, personas destructivas y de cosas que no nos convengan... U N T E N O S !096 07. DIABETES, MITOS Y BARRERAS2. Analizarlos. Determinar si mis pensa-mientos son justos o exagerados teniendo en cuenta su origen. 3. Modi!carlos. Cambiar los pensamien-tos negativos o inadecuados por otros ms racionales y positivos por medio de pen-samientos alternativos. REFERENCIASAguilar Salinas CA, Gmez Daz RA, Gmez Prez FJ. La diabetes tipo 2 en Mxico: Principales retos y posibles soluciones. Rev ALAD 2011; 1(2):148-61.Balcazar P, Gurrola G, Bonilla M, Colin H, y Esquivel E. Estilos de vida en personas adultas con diabetes mellitus 2. Rev Cientif electr Psicol 2008; 6:147-158.Becoa E, Vzquez F, Oblitas L. Promocin de los estilos de vida saludables. En Investigacin en Deta-lle 2004; 5. [En lnea]. ALAPSA. Bogot. URL:http://www.alapsa.org/detalle/05/index.htmCosta B, Barrio F, Bolbar B, y Castell C. Prevencin primaria de la diabetes tipo 2 en Catalua mediante la intervencin sobre el estilo de vida en personas de alto riesgo. Med Clin 2007; 128(18):699-704.Fuentes-Facundo L, Lara-Loya M, Rangel-Vega G. Estilos de vida no saludables en pacientes menores de 39 aos con diabetes mellitus 2. Rev Enferm IMSS 2004;12(2): 79-82.Garza-Elizondo ME, Caldern-Dimas C, Salinas-Martnez AM, Nez-Rocha GM, Villarreal-Ros E. Atribuciones y creencias sobre la diabetes mellitus tipo 2. Rev Med IMSS 2003;41(6):465-72Gmez-Aguilar PI, Yam-Sosa AV, Martn-Pavn MJ. Estilo de vida y hemoglobina glucosilada en la diabetes mellitus tipo 2. Rev Enferm IMSS 2010; 18 (2): 81-7.Gmez-Aguilar P, vila-Sansores G, Candila-Celis J. Estilo de vida y control metablico en personas con diabetes tipo 2, Yucatn, Mxico. Rev Enferm IMSS 2012; 20(3): 123-9.Guerrero Montoya LR, Len Salazar AR. Estilo de vida y salud. Rev Venez Edu (Educere) 2010; (48):13-19.Jimnez Chafey MI, Dvila M. Psicodiabetes. Av Psicol Latinoam 2007; 25(1):126-143.Lpez-Amador K, Ocampo-Barrio P. Creencias sobre su enfermedad, hbitos de alimentacin, actividad fsica y tratamiento en un grupo de diabticos mexicanos. Arch Med Fam 2007; 19(2):80-6.Muoz RF, Aguilar-Gaxiola S y Guzmn J. Manual de terapia de grupo para el tratamiento cogniti-vo-conductual de la depresin: RAND, 2000.Pineda N, Bermdez V, Cano C, Ambard M, Mengual E, Medina M, et al. Aspectos psicolgicos y personales en el manejo de la diabetes mellitus. AVFT 2004; 23(1):13-17.4. Pensamientos alternativos. Pensar conductas positivas que nos ayuden a lo-grar el bienestar personal y del grupo. EN RESUMEN, por un lado, recordar que es muy importante estar informado y normar nuestras conductas de salud con evidencias y hechos, no con mitos. Por otro lado, es indispensable conocernos e identificar las barreras que nos impiden cuidar verdaderamente de nosotros mismos y de nuestros seres queridos con DM2. Y, finalmente, poner en prctica todos los das las dos alternativas que este captulo presenta: la terapia cognitivo-conductual y el modelo ABC para corregir pensamientos negativos o errneos.098 09908. LA FAMILIA COMO APOYO PARA LA PERSONA CON DIABETES LIGIA VERA GAMBOA, NORMA PAVA RUZ Y NINA VALADEZ GONZLEZ08LA FAMILIA COMO APOYO PARA LA PERSONA CON DIABETESLigia Vera Gamboa, Norma Pava Ruz y Nina Valadez GonzlezLas siguientes pginas tambin estn dedicadas a usted que vive con diabe-tes; la finalidad es que reflexione acer-ca de lo importante que es la familia como apoyo para sobrellevar los pro-blemas de la vida, incluyendo las enfer-medades y, en su caso, la diabetes. No importa si se la diagnosticaron recien-temente o lleva pocos o muchos aos viviendo con ella. Antes de continuar, quisiera pedirle que cierre los ojos unos minutos y retroceda en el tiempo, justo hasta el momento en el que el mdico le dijo que era diabtico o diab-tica. Diabetes, azcar alta, dieta, ejercicios, complicaciones, mucha informacin nueva para usted, y de toda esa informacin, tal vez lo nico que le qued claro fue que ten-dra que cambiar muchas cosas en su vida.Seguramente se sinti triste, abatido y pens que perda algo muy valioso, su salud, tesoro que pocas veces valoramos, hasta que enfrentamos su prdida ya sea temporalmen-te o para el resto de la vida. Sin duda, esas sensaciones y emociones las hemos vivido todos alguna vez frente a algn problema.Sin duda, ese da sinti un choque de sentimientos y emociones, pero ahora ya pas, y le pido piense con calma si slo usted tuvo que cambiar o tambin algunas personas cercanas, como su familia o su pareja, lo recuerda?0100 010108. LA FAMILIA COMO APOYO PARA LA PERSONA CON DIABETES LIGIA VERA GAMBOA, NORMA PAVA RUZ Y NINA VALADEZ GONZLEZLA FAMILIA Y LA DIABETESCuando una persona recibe una noticia que afecta su vida negativamente, ya sea de manera temporal o para siempre, vive una situacin de crisis e inestabilidad emocional, y las redes sociales con las que cuenta (familia, amigos, compaeros) se-rn un pilar para apoyarse. En general, el apoyo familiar ayuda a mejorar la calidad de vida de las personas, y sta es an ms importante en quien vive con diabetes, ya que le ayuda a realizar actividades positivas para su salud.La aparicin de la diabetes en el seno familiar crea una situacin nueva e ines-perada, ya que conlleva la carga emocional de la enfermedad que no se cura y que requiere tratamiento para el resto de la vida, adems de que muchas medidas te-rapeticas para su control exigen cambios en el estilo de vida: alimentacin y ejerci-cio, principalmente. Por esta razn se con-sidera una enfermedad que afecta no solo a quien la padece, sino tambin a la fami-lia, pues sta deber involucrarse en el manejo y vigilancia de su familiar. Tanto la persona que vive con diabetes como sus familiares deben de saber qu es la diabetes, qu la produce, las complicaciones En este captulo re"exionaremos so-bre la forma en que ha vivido este proce-so y con quines ha contado para salir adelante.Quines vienen a su mente? Su fa-milia, seguramente. Esto signi!ca que la diabetes, como cualquier otra enferme-dad crnica, afecta al individuo y tambin a su familia, de ah que algunas investiga-ciones la aborden como una enfermedad de la familia. Y como la diabetes afecta emocio-nalmente a todos y cada uno de los miembros de la familia desde el momen-to del diagnstico y durante el curso que lleve la enfermedad, aqu tambin ofre-cemos consejos prcticos para que sus familiares sepan de qu manera ayudarle en su da a da. LA FAMILIA COMO UNA RED DE APOYO La familia es el espacio natural en el que los individuos crecemos y nos desarrolla-mos. Con ella aprendemos las reglas de convivencia, la expresin de los afectos y tambin a afrontar los problemas y las con-tingencias. En esa interaccin, da a da, todas las experiencias pasan a formar parte de las actitudes, expectativas y valores con los que enfrentaremos el mundo fuera de las paredes de nuestra casa. y su tratamiento. Y si bien es cierto que los medicamentos son importantes para su con-trol, es preciso decir que tambin lo es el apoyo familiar. La aparicin de una enfermedad cr-nica conmociona todo el sistema familiar; por lo general, la primera reaccin es un sentimiento de injusticia (por qu yo?), que por supuesto se acompaa de angus-tia, miedo, y enojo, entre otras emociones. El impacto es fuerte, y la pregunta que pocas veces externa la persona que vive con diabetes y/o la familia, es: qu hago yo con todo lo que siento? Por esto es im-portante contar con apoyo. Es necesario considerar que los me-canismos de adaptacin ante la enferme-dad se ven in"uidos por diversos factores, como por ejemplo: el tipo de familia, la cultura y la educacin, as como las ideas y creencias sobre la salud. Se sabe que una persona con diabetes se apega ms a sus medicamentos y tiene un mejor control diabtico cuando su familia est prepara-da y la apoya.Como parte de este proceso se vive un duelo o un proceso de adaptacin emo-cional, propio de cualquier prdida (en este caso, la prdida de la salud y un estilo de vida), y aunque ste es un proceso emo-cional, tambin conlleva aspectos fsicos y de conducta.No hay que olvidar que la familia es la fuente principal de nuestras creencias y pautas de comportamiento relacionadas con la salud. 0102 010308. LA FAMILIA COMO APOYO PARA LA PERSONA CON DIABETES LIGIA VERA GAMBOA, NORMA PAVA RUZ Y NINA VALADEZ GONZLEZTener la autoestima alta ayudar mu-cho en el proceso de duelo y facilitar la adaptacin a los cambios.CMO PUEDO APOYAR A MI FAMILIAR QUE VIVE CON DIABETES?La adherencia o apego al tratamiento es fundamental, por eso es necesario que el enfermo tome DIARIAMENTE sus me-dicamentos, tal como lo indique el mdi-co. Para ayudarlo, puedes recomendarle: Usar pastilleros o cajitas y organizar sus dosis diarias, especialmente si va a salir de casa. Ordenar los medicamentos segn los horarios: maana, tarde y noche, y mantenerlos a la vista. Tambin es til llevar un diario y anotar cada dosis tomada para evitar olvidos o excesos. Los pacientes suelen referir que no tienen apoyo, que sus familiares no se preocupan por ellos, o que los alejan porque no pue-den compartir la misma comida, y como es de esperar, todo esto les provoca estrs y sentimiento de culpa o tristeza, lo que con-lleva a la depresin, menos apego a la dieta, descontrol del azcar en la sangre y, por ltimo, abandono del tratamiento; en con-secuencia, la aparicin de complicaciones. En vista de que una de las modi!ca-ciones ms importantes y difciles de al-canzar son los cambios en la dieta, se le sugiere: Comer en familia y consumir los mis-mos alimentos que su pariente enfer-mo. Nada es ms frustrante para un diabtico que comer alimentos diferentes.Evite comprar y tener en casa alimen-tos que su pariente no debe de comer.Seguir una dieta saludable con ali-mentos bajos en grasas, consumir frutas y verduras frescas, carnes ma-gras (sin grasa ni piel o pellejo) y mu-cho pescado.Anime y acompae a su pariente a hacer ejercicio de 20 a 30 minutos todos los das, ya sea caminar o algu-na otra actividad que autorice su m-dico, o bien que siga las rutinas suge-ridas en las pginas anteriores. Cuando la persona que tiene diabetes comparte con su familia los cambios de hbitos no se siente sola, y su autoestima mejora y favorece que tome sus medica-mentos, lo que a la larga evitar o retardar la presencia de complicaciones que afectan su salud fsica y mental, y la de todos los integrantes de la familia.OTRAS SUGERENCIAS: Ya explicamos, anteriormente, que el cui-dado de los pies es muy importante en la persona que vive con diabetes, por lo tanto: Usted puede recordarle al enfermo que se lave los pies diariamente y que los seque con mucho cuidado con una toalla o pao suave y, si es posi-ble, use cremas humectantes. De preferencia crtele usted las uas de manera recta para evitar heridas.Recurdele que no es conveniente an-dar descalzo ya que la sensibilidad en los pies disminuye y puede lastimarse sin darse cuenta.Igualmente, est pendiente de que sus zapatos sean cmodos y a su medida. LO MS IMPORTANTE: Conozca los sntomas de niveles altos y bajos de azcar.0104 010508. LA FAMILIA COMO APOYO PARA LA PERSONA CON DIABETES LIGIA VERA GAMBOA, NORMA PAVA RUZ Y NINA VALADEZ GONZLEZAZCAR ALTA (HIPERGLUCEMIA). Cuando el azcar est elevada, el enfermo puede sentir:Deseos de orinar a cada rato.Mucha sed.Visin borrosa.Mucho cansancio.AZCAR BAJA (HIPOGLUCEMIA). Se debe, por ejemplo, a un ayuno prolon-gado, exceso de ejercicio o sobredosis de algn medicamento. En ese caso se puede presentar:Sensacin de cansancio extremo.Bostezos frecuentes.Falta de claridad para pensar o hablar (incoherencias).Prdida de la coordinacin muscular.Sudoracin profusa.Convulsiones.Sensacin de desmayo. Palidez.Prdida de conocimiento.Usted tambin puede acompaar a su pa-riente al mdico y estar pendiente de sus anlisis de azcar. Por ltimo, un consejo ms: Hay que tener paciencia. No es f-cil vivir con la diabetes.REFERENCIASCifuentes J, Ye!-Quintul N. La familia; apoyo o desaliento para el paciente diabtico. Diplomado en Salud Pblica y Salud Familiar. Mdulo 1: Tendencias en Salud Pblica: Salud Familiar y Comunitaria y Promocin, marzo-abril del 2005. Disponible en: http://medicina.uach.cl/saludpublica/diplomado/contenido/trabajos/1/Osorno%202005/La_Familia_y_el_paciente_dia-betico.pdf [Consultado Junio 2013]Quiroz J, Castaeda R, Ocampo P, Prez P, Martnez M. Diabetes tipo 2. Salud-competencia de las fa-milias. Rev Med IMSS 2002;40(3): 213-220.Rodrguez-Morn M, Guerrero-Romero JF. Importance of famiy support in the control of glycemia. Salud Pblica Mx 1997: 39:44-47.TejadaTayaba LM, Grimaldo-Moreno B, Maldonado-Rodrguez O. Percepciones de enfermos diab-ticos y familiares acerca del apoyo familiar y el padecimiento. Rev Salud Pblica y Nutricin. 2006;7.Vldez-Figueroa IA, Alderete-Rodrguez MG, Alfaro-Alfaro N. In"uencia de la familia en el control metablico del paciente diabtico tipo II. Salud Publica Mex 1993; 35:464-470.Yurss I. Atencin a la familia: otra forma de enfocar los problemas de salud en atencin primaria.Instrumentos de abordaje familiar. An Sist Sanit Navar 2001; 24 (Supl. 2): 73-82.Y recuerde: su pariente puede tener das buenos y das malos. Si est estresado ser ms difcil que controle su azcar. Si se siente triste o frustrado, aydelo a tener una actitud positiva ante la vida. FIGURA 9. Apoyo familiar.LA DIABETES,MI FAMILIA Y YO